ANÁLISIS

Probamos los nuevos iPhone 7 y iPhone 7 Plus

Con mejor rendimiento y una gran evolución en su apartado fotográfico, los nuevos dispositivos móviles de Apple asombran y anticipan un cambio en la industria gracias a la eliminación de la clavija «minijack» para auriculares

Mira en el video el análisis del producto - VIDEO: CAROLINA MÍNGUEZ

Más rápido que su predecesor. Con una cámara prominente y varias opciones interesantes. El diseño exterior de los nuevos terminales de Apple, iPhone 7 y iPhone 7 Plus, recuerda, en efecto, al de los modelos anteriores, pero cuenta con una mayor sofisticación. Lleva una nueva cámara mejorada y sí, es resistente al agua. Dos aspectos importantes a tener en cuenta y que marcan la pauta del nuevo dispositivo estrella de la compañía, que se acaba de poner a la venta en una veintena de países.

La llegada de iOS 10 ha abierto las puertas a nuevas funciones, pero a nivel de hardware el iPhone 7 lleva un nuevo sistema háptico que mejora la experiencia táctil y de escritura. Todo el terminal ha sido rediseñado para permitirle ser resistente al agua y al polvo. Cuenta con la certificación IP67. Es decir, es sumergible durante media hora como máximo en un metro de profundidad.

El rendimiento del nuevo terminal es excepcional. Incorpora el nuevo procesador A10 Fusion, de cuatro núcleos, que es un 40% más rápido que el anterior A9. Y se nota. Dos de los núcleos son de alto rendimiento pero el consumo de energía se reduce de forma inteligente. El procesador gráfico también es un 50% más rápido que el anterior.

La memoria de almacenamiento parte de los 32 GB (adiós a los 16 GB) y en el tope de gama se incorporan discos de 256 GB. En cuanto a la cámara, lleva estabilización óptica y una apertura de F1.8, y su flash emite hasta un 50% más de luz que la anterior. El sensor es de 12 megapíxeles y el enfoque se realiza por láser. Uno de los mejores aspectos es que cuenta con un procesador de imagen diseñado por la propia compañía que permite obtener de cada fotografía el máximo, y permite capturar imágenes en formato RAW, pensado para la edición. Reducción de ruidos, reconocimiento de rostros, balance de blancos, estabilización, etc. Miles de operaciones en apenas 0.25 milisegundos, que es lo que tarda en captarse la fotografía. La cámara delantera ahora lleva un sensor de 7 megapíxeles y también cuenta con un estabilizador de imagen.

La sorpresa es que el iPhone 7 Plus, el modelo más grande, llega equipado con una segunda cámara trasera, la Telephoto Cámera. Dos lentes, de 12 megapíxeles cada una, que se combinan para obtener imágenes cuatro veces mejores que con el modelo anterior. La segunda cámara permite hacer fotos con más aproximación, ya que el zoom (óptico) es x2. Después, se puede ampliar con zoom digital hasta x10. Las dos cámaras combinadas permiten que incluso estas tomas salgan mucho mejor que antes.

Otra novedad importante. El nuevo iPhone lleva dos altavoces estéreo, uno en la parte superior y otro en la inferior. Es la primera vez que Apple se atreve . Y sí, los rumores eran ciertos. El conector Lightning sustituye al «minijack» de toda la vida. Una apuesta arriesgada, aunque en la caja hay un adaptador para que podamos seguir usando los auriculares de siempre. Los que proporciona Apple con el teléfono ya tienen la nueva conexión.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios