Restauración

San Luis de los Franceses luce ya como joya del barroco sevillano

La capilla doméstica y la cripta se abren por primera vez junto al impresionante retablo

San Luis de los Franceses luce ya como joya del barroco sevillano
MERCEDES BENÍTEZ - Actualizado: Guardado en: Actualidad

Espectacular. La palabra la usaba el presidente de la Diputación de Sevilla, Fernando Rodríguez Villalobos, para referirse a la restauración del conjunto monumental de San Luis de los Franceses que esta noche será inaugurado. Y el vocablo era acertado. Ayer la prensa pudo contemplar el resultado: 2.200 metros cuadrados de un conjunto que, junto a la iglesia, incluye la capilla doméstica y la cripta, que se abren al público por primera vez.

El monumento, Bien de Interés Cultural, se estrenará acogiendo la Bienal de Flamenco a partir del día 11 y posteriormente abrirá al público. Desde ayer vuelve a mostrar el esplendor arquitectónico del barroco sevillano de un templo diseñado en el siglo XVIII por Leonardo de Figueroa. El retablo de San Luis Gonzaga reluce como cuando la Compañía de Jesús lo edificó en honor del rey santo de Francia. Con su talla de San Francisco de Borja portando la calavera es la pieza clave de unas obras que han durado dieciocho años y han mantenido cerrada la iglesia diez.

Pero si impresionante es el retablo, no lo es menos la capilla doméstica con otro magnífico altar mayor, la sacristía, o los frescos de la cúpula, restaurados del tambor hacia abajo. Y la cripta, antiguo enterramiento, otra novedad. La rehabilitación ha costado 3,6 millones de euros, sufragados por la Diputación, el Ministerio de Fomento y la Fundación Sevillana Endesa que ha invertido 200.000 euros en la iluminación. El esfuerzo ha valido la pena: Sevilla tiene ya un nuevo reclamo turístico y cultural.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios