Top

Facebook Los diez animales más increíbles en peligro de extinción

El cambio climático y la caza furtiva son las principales causas de que estos animales se encuentren en Lista Roja de la UICN

AnteriorSiguiente
  1. 1
  2. 2
  3. 3
  4. 4
  5. 5
  6. 6
  7. 7
  8. 8
  9. 9
  10. 10
Navegue usando los números

Leopardo de las nieves

La belleza de su piel se ha convertido en uno de los objetivos más codiciados por los cazadores- Pinterest

El mayor número de ejemplares de esta exótica especie se encuentra en Afganistán, Pakistán, India, China y Nepal, en lo alto de montañas de entre 2.000 y 6.000 metros de altura. Los principales peligros a los que se enfrenta el leopardo de las nieves es el cambio climático que ha provocado que la cifra no supere los 4.000 ejemplares, con un descenso del 20% en los últimos 15 años. El aumento de la temperatura en países de Asia Central provoca que el hábitat de alta montaña, ambientes fríos y nevados, al que pertenece esta especie, se reduzca cada vez más.

Otro de los factores determinantes por los que está en riesgo de extinción este felino es la caza furtiva, ya que la belleza y grosor de su piel blanca han convertido a estos animales en uno de los objetivos más codiciados por los cazadores orientales.

Según la UICN cada año se extinguen en el planeta entre 10.000 y 50.000 especies. La mayor organización conservacionista independiente en el mundo WWF (World Wildlife Fund), realizó un estudio para identificar las principales causas de este proceso, y detereminó que la mayor parte están ligadas a la acción del ser humano: fragmentación y destrucción del hábitat, sobreexplotación de recursos y muerte directa (intencionada o no), introducción de especies invasoras, comercio de especies y cambio climático. A través de su página de Facebook, la organización pretende concienciar a la población para combatir el cambio climático y de esta forma frenanr la extinción masiva de especies.

Vaquita marina

se conoce como «vaquita marina» porque sus manchas recuerdan al mamífero de tierra- ABC

Esta especie tan solo se puede encontrar en un lugar del mundo, el Golfo de California (México). Su nombre científico es «Phocoena sinus», pero se conoce como «vaquita marina» por la similitud de sus manchas con las del mamífero terrestre.

Su extinción se ha incrementado de forma preocupante en los últimos años. En 2012 se contabilizaron 200 ejemplares, que descendieron hasta 97 en 2014. El último recuento, realizado a finales del año pasado, determinó que tan solo quedan 60 ejemplares de este exótico animal. Actualmente el «Phocoena sinus» está considerado como el mamífero marino más amenazado del planeta. UICN prevé que su desaparición será inevitable en 2018 si no se toman medidas estrictas.

A pesar de que este cetáceo no se utiliza ni para exhibición, ni para su consumo, esto no ha frenado su rápida extinción. Su principal enemigo son las redes de pescadores furtivos en busca de otro tipo de peces como la totoaba, un pez, también en peligro de extinción, muy codiciado por la comunidad china porque desprende de su vejiga natatoria una sustancia que se utiliza como potente afrodisiaco. Estas redes provocan, en muchas ocasiones, la muerte accidental del mamífero acuático. Se encuentra protegido por la legislación del Estado de México.

Tigre

Considera uno de los mamíferos con mayor peligro de extinción a nivel global- ABC

Resulta un animal muy familiar, sin embargo, por extraño que parezca, el tigre forma parte también de la lista roja de la UICN. De hecho, actualmente se considera uno de los mamíferos con mayor peligro de extinción a nivel global.

Su población se ha reducido en más de un 60% debido a la invasión humana, que ha ocupado gran parte de su hábitat, y a la caza furtiva. Dos son los principales motivos de su captura. Por una parte la venta de su piel en el mercado negro, por otra la atribución de poderes curativos que le atribuyen en la medicina oriental. Los huesos principalmente, pero también el resto de las partes del cuerpo del tigre son utilizados para aliviar dolores musculares, como la artritis. Aunque en la actualidad esta práctica está prohibida en China, son miles los ejemplares cazados durante los últimos años debido a esta creencia.

No existe una única especie de tigre, sino que existen seis subespecies: el tigre sumatra, el siberiano, el del sur de china o el indochino, de las cuales tres ya se encuentran extintas. Actualmente tan solo quedan 3.200 tigres que viven en libertad en su hábitat natural.

Gorila de montaña

Su cabeza, manos o pies sirven como trofeos de los cazadores furtivos- ABC

Uno de los animales más afectados por la desaparición de su hábitat natural y también, de nuevo, por la caza furtiva. Esta especie en extinción se puede encontrar en las montañas que rodean el río Congo, en el entorno de poblaciones de Ruanda, Uganda y Congo. Actualmente se cree que quedan menos de 700 ejemplares en libertad. El Parque Nacional Virunga —situado en la República Democrática del Congo, que ha sido declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO—, es donde se encuentran la mayoría de estos gorilas.

La deforestación de esta zona se produce principalmente por la tala incontrolada de los árboles, pues son de una madera de gran calidad. A pesar de considerarse un animal terrestre suele tender a trepar por estos árboles en busca de alimento.

Su caza furtiva no persigue ni su piel ni su pelaje, sino su cabeza, manos o pies como simples trofeos de coleccionista. Otra causa de su extinción es la muerte de estas especies por el contagio de enfermedades humanas. Algo impensable en el resto de animales, pero muy común en estas especies debido a su similitud genética con el ser humano.

Delfín del río Irrawaddy

Carece- Pinterest

El peculiar delfín de río Irrawaddy se caracteriza por tener una cabeza más grande, redonda y sin el pico al que estamos acostumbrados. Su cuello es largo y flexible y escupe agua por la boca. Se deja ver por las aguas dulces del sur y sureste asiático. Cada vez es más difícil divisarlos, ya que desde 2004 forman parte de la lista roja de la UICN como animal en peligro de extinción.

Su principal enemigo es la contaminación de las aguas, lo que produce un ascenso notable en el nivel de la salinidad y pone en riesgo su supervivencia. Se estima que gran parte de su población muere atrapada en las redes de pesca utilizadas para ela recientemente famosa y comercializada panga. Estos delfines al subir a la superficie se quedan enganchados en las redes y terminan muriendo ahogados. Otra causa de muerte es la poca supervivencia de crías. En 2011 únicamente se contabilizaron 85 ejemplares.

Elefante asiático

El valioso y apreciado marfil de sus colmillos ha sido la principal causa de su captura- ABC

Su nombre científico es «Elephas maximus», familiarmente conocido como «el elefante asiático». Este tipo de elefantes se diferencian de los africanos por tener la cabeza y los cuartos traseros inclinados, la frente más amplia y las orejas más pequeñas. Los machos pueden llegar a pesar hasta cinco toneladas, las hembras suelen ser más pequeñas.

Una vez más, la principal amenaza para el animal es el ser humano. A causa de la deforestación y la caza furtiva, el elefante asiático está clasificado en la lista roja de la UICN como especie en peligro de extinción.

El valioso y apreciado marfil de sus colmillos ha sido la causa de su captura a lo largo de los años. A pesar de que actualmente su comercio es ilegal, numerosas organizaciones luchan contra su caza furtiva con una mayor vigilancia en los lugares donde habitan, puesto que esta no termina de desaparecer del todo.

Oso Polar

Considerado como uno de los mayores iconos de los efectos del cambio climático- ABC

Está considerado como uno de los mayores iconos de los efectos del cambio climático, debido a que su hábitat se encuentra en las zonas más remotas y frías del planeta, donde no existen colonias del ser humano, salvo pequeñas poblaciones nativas.

El océano Ártico se ha visto amenazado, durante las últimas décadas, por el aumento de la temperatura provocando su deshielo. Como consecuencia de ello los osos polares se han visto obligados a desplazarse a lugares cada vez más cerca de los habitados por el hombre.

En un artículo sobre la desaparición del Oso Polar, la organización WWF (Fondo Mundial para la Naturaleza) señalaba que «el hielo marino del Ártico, del que depende el oso para cazar su presa favorita, las focas, se está derritiendo a un ritmo sin precedentes». Además de la desaparición de los bloques de hielo que les exige trasladarse de un lugar a otro, la caza furtiva es también uno de los motivos de la desaparición de la especie. El Acuerdo Internacional para la Conservación del Oso Polar de 1973 puso fin a la caza con fines comerciales, sin embargo, la venta ilegal de su piel a través de internet continua alcanzando cifras descomunales.

Jaguar

Un trofeo muy valioso para los cazadores furtivos en el mercado negro- Pinterest

El jaguar se ha calificado asimismo como «animal al borde de la extinción». Habitan fundamentalmente en la selva atlántica de Brasil. Su hermosa piel es amarillenta con zonas o partes de la misma que tienden al naranja o al rojizo plagada de rosetas negras. Este exotismo hace que sea un trofeo muy valioso para los cazadores furtivos y que su piel alcance cifras muy altas en el mercado negro.

Sin embargo, no es ésta la principal causa de su rápida desaparición. El cambio climático ha destruido el 60% de su hábitat natural, lo que ha obligado a esta especie a trasladarse de lugar y sustituir sus presas naturales como los ciervos, los cerdos salvajes o los tapires, por animales domésticos, sobre todo ganado. Ante esto, los ganaderos toman la justicia por su mano y se organizan para acabar con la vida de estos depredadores que provocan una disminución notable en sus reses.

Todo esto supone un gran peligro para el ecosistema, ya que el jaguar es el principal depredador de la zona y su ausencia provoca un desnivel muy fuerte en la cadena alimenticia del ecosistema.

Albatros

La erupción de un volcán activo significaría el fin de estas aves- Pinterest

A mediados del siglo pasado, el número de aves de esta especie sufrió una dramática disminución por la caza excesiva, hasta tal punto que en la década de los cuarenta estuvieron a punto de desaparecer definitivamente.

Los pocos ejemplares que sobrevivieron se asentaron en dos pequeñas islas de Japón. Desde entonces, se ha logrado un lento pero eficaz renacimiento de la especie.

Aunque está catalogada como la especie de plumíferos más amenazada, actualmente debido a las extremas medidas de protección, solo la erupción de un volcán activo que se encuentra en las islas pondría en gravísimo riesgo a estas aves.

De las 21 subespecies de albatros que existen, 19 especies de este animal están amenazadas en todo el mundo. Dos de ellas se encuentran en «estado crítico», el «Albatros Ámsterdam», natural del Hemisferio Sur, y el «Albatros de las Islas Catham». El principal enemigo de estos albatros son las redes de pesca en profundidad. Estas redes capturan cientos de peces que forman parte su alimentación, como los atunes o las merluzas. Al intentar capturarlos se quedan atrapados en las redes, lo que provoca que muchos de ellos mueran ahogados intentando conseguir comida.

Pingüino de Magallanes

El 40% de esta especie muere a causa de la falta de comida- ABC

El cambio climático es también la principal causa de extinción del Pingüino de Magallanes. Los animales que habitan en las aguas de la Antártida, entre ellos esta rara especie de pingüino, están emigrando a causa de las corrientes marinas. La falta de comida y la contaminación de las aguas han provocado que 12 de las 17 especies de pingüinos existentes se encuentren en peligro de extinción.

El Pingüino de Magallanes se reproduce en las áreas relativamente secas y templadas de Punta Tombo, una reserva situada en la costa atlántica de la provincia del Chubut (Argentina). El aumento de precipitaciones en esta región ha provocado que mueran muchas de las crías de este pingüino, debido a que hasta los 25 días no disponen de suficiente plumaje para protegerse de la lluvia. Así, las fuertes tormentas causan la muerte de numerosos polluelos durante la temporada de reproducción. Se estima además que el 40% de esta especie muere a causa de la falta de comida.

AnteriorSiguienteToda la actualidad en portada
publicidad

comentarios