El secretario de Estado norteamericano, John Kerry, durante su visita a Berlín
El secretario de Estado norteamericano, John Kerry, durante su visita a Berlín - AFP

Kerry busca en Berlín pasos hacia el fin de la ola de violencia entre israelíes y palestinos

Las diplomacias europea y alemana intentan reavivar el diálogo en un clima aún más viciado por las recientes declaraciones de Netanyahu

Corresponsal en BerlínActualizado:

Alemania se presenta como escenario cualificadamente neutral y propicio al avance para desatascar el bloqueo de las conversaciones entre israelíes y palestinos. El secretario de Estado norteamericano, John Kerry, respalda ese papel mediador con optimismo. «Es crucial parar las provocaciones y parar la violencia», ha dicho Kerry en una breve declaración antes de comenzar la reunión, «hay que dar pasos para superar las acusaciones mutuas y rebajar la tensión»… «conozco bien a Netanyahu y confío en poder aparcar las diferencias para lograr progresos hoy».

El último obstáculo a superar ha sido la declaración realizada este jueves por el primer ministro israelí, atribuyendo al muftí de Jerusalén la autoría ideológica del Holocausto nazi. El equipo diplomático alemán ha hecho todo lo posible por evitar el evidente golpe al clima de diálogo y Kerry, por su parte, ha puesto a trabajar también toda su capacidad diplomática. Anoche conversó con el rey Abdalá de Jordania y también ha hablado en las últimas horas con el presidente palestino, Mahmud Abás, para allanar el terreno. Tras estas conversaciones se ha mostrado convencido de que el objetivo compartido ha de ser el fin de la actual ola de violencia.

Netanyahu, sin embargo, parece decidido a no abandonar el tono acusador. Horas antes de la reunión ha acusado nuevamente a Mahmud Abás de mentir, asegurando que los ataques son «incitados por Hamás, por el movimiento islamista en Israel e incluso por el presidente Abás y la Autoridad Nacional Palestina». «Para tener esperanza, debemos frenar el terrorismo. Para frenar el terrorismo, tenemos que parar a quien lo incita», subrayó el primer ministro israelí, repitiendo el mensaje que hizo ayer tras su reunión con la canciller alemana, Angela Merkel. A su juicio, la comunidad internacional debe dejarle claro a Abás que «tiene que parar de decir mentiras sobre Israel».

También la UE está implicada en esta operación diplomática a múltiples bandas. Tras su encuentro con Netanyahu, Kerry tiene previsto reunirse en esta tarde con la alta representante de Política Exterior de la UE, Federica Mogherini, y con el ministro alemán de Exteriores, Frank-Walter Steinmeier, con quienes también se entrevistará el primer ministro israelí por separado.