El primer ministro israelí, durante una rueda de prensa el pasado día 20 en Jerusalén
El primer ministro israelí, durante una rueda de prensa el pasado día 20 en Jerusalén - efe

Netanyahu responsabiliza a un muftí palestino del Holocausto

Actualizado:

El recuerdo del Holocausto eclipsó por un día la última escalada de tensión entre israelíes y palestinos y dejó en un segundo plano la visita del secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-moon, que insistió en la necesidad de que los dirigentes de ambos lados negocien y reafirmen «con palabras y hechos que son socios para la paz».

El primer ministro, Benjamin Netanyahu, declaró en el Congreso Sionista reunido en Jerusalén que «Hitler no quería exterminar a los judíos en aquel momento, sino que quería expulsarlos». Según el jefe del Gobierno, fue el líder palestino de la época, el muftí de Jerusalén Haj Amín al Husseini, quien dio la idea de «quemarlos» en un encuentro con Hitler en 1941.

Bibi matiza sus palabras

Benjamin Netanyahu —Bibi, para sus partidarios— matizó sus palabras al cabo de unas horas, cuando estaba a punto de volar hacia Alemania, y aseguró: «No quise decir que absolvía a Hitler de su responsabilidad, sino que el fundador de la nación palestina quería destruir a los judíos incluso antes de que existieran la ocupación de territorios o los asentamientos». El propio Gobierno germano debió ratificar este miércoles la «responsabilidad» de Alemania en el Holocausto.

No es casualidad que Netanyahu se refiera a este religioso cuando un día más «lobos solitarios» palestinos atacaron con cuchillos y coches a colonos y soldados en Cisjordania. Al menos un palestino fue abatido por las fuerzas de seguridad y otra joven fue detenida cuando se aproximaba a un asentamiento. El nombre del muftí de Jerusalén Haj Amín al Huseini (Jerusalén, 1893-1974) ha salido de nuevo estos días en los medios israelíes ya que es considerado el creador del eslogan «Al Aqsa está en peligro», el mismo que repiten los manifestantes y el motivo que los terroristas esgrimen como móvil para sus ataques. El muftí, pasaría así por ser quien alertó de los planes judíos de destruir la mezquita.