Economía

Del zumo natural al sushi: el 82% de las novedades de Mercadona supera la prueba de los clientes

Ocho de cada diez innovaciones introducidas desde 2012 permanecen en los lineales

Imagen de la presentación del estudio
Imagen de la presentación del estudio - ABC

De los zumos recién exprimidos hasta el sushi, Mercadona ha apostado por la innovación como receta fundamental para alcanzar el éxito entre sus «jefes», connforme se denominan a los clientes en la jerga interna de la compañía.

Al respecto, los fabricantes interproveedores de Mercadona destinan más recursos a impulsar la I+D+i que la media del sector de alimentación y bebidas, según el estudio "El valor de la Innovación Conjunta" realizado por el Institut Cerdà.

Tras el análisis de las capacidades de innovación de 90 de los más de 125 fabricantes interproveedores de la compañía, el estudio señala que el ratio de éxito de los nuevos productos lanzados por Mercadona y los interproveedores es del 82% frente al 24% del sector, según los últimos datos disponibles (Nielsen 2013).

En este sentido, el estudio también indica que el personal dedicado a I+D se ha incrementado un 80% de 2012 a 2015, hasta representar el 2,84% de la plantilla media, cifra que supone el doble del sector de Alimentación y Bebidas, estimado por el INE en el 1,09%. En total, los interproveedores de Mercadona han destinado 1.094 personas (investigadores, técnicos, etc) a desarrollar más de 350 líneas de I+D.

Asimismo, durante el período analizado (2012-2015) los interproveedores de Mercadona participantes en el estudio invirtieron 377,5 millones de euros en innovación (85,5 en nuevos productos y 292 en nuevos procesos). Además de ello, registraron 27 patentes (88% de producto y 12% de procesos) y 51 marcas. De hecho, la apuesta por la innovación de dichas empresas es 7 veces superior a la del sector, con un 96% de participación de las mismas frente al 13% de las empresas españolas en general.

En este sentido, el informe destaca que la apuesta por la innovación se complementa con un alto nivel de inversión en infraestructuras que asciende a 882 millones de euros entre 2012 y 2015, lo que supone un promedio de 5,41 millones de euros invertidos por instalación; el 83%, fruto del marco de relación con Mercadona.

Entre 2012 y 2015, el 84% de los interproveedores analizados por el Institut Cerdà realizaron innovaciones de producto, con una inversión en este área de 85,5 millones de euros (21,4 de media al año). Dicha inversión se ha traducido en el lanzamiento de 580 nuevos productos, de los que el 42% no existían previamente en el mercado, asimismo el resto de esfuerzos se han centrado en la reformulación y mejora continua de productos ya existentes. El retorno económico de este esfuerzo innovador ha sido relevante en la medida en que el impacto directo de estas nuevas referencias fue sólo en 2015 de 725 millones de euros, lo que representa, de media, el 13% de la cifra de negocio total de los interproveedores analizados.

La innovación en producto ha repercutido mayoritariamente en mejoras sustantivas tanto en calidad como en seguridad alimentaria, mejoras de experiencia de uso por parte del cliente, así como más de 100 innovaciones relacionadas con el ecodiseño, entre otras. Este compromiso con la innovación se ha traducido, paralelamente, en un elevado ratio de éxito por parte de los interproveedores, como pone de manifiesto el hecho de que el 82% de los nuevos productos introducidos entre 2012 y 2014 aún permanezcan en los lineales, frente al 24% del sector.

Además, destaca que del total de lanzamientos, un 23% han sido por iniciativa propia y el resto, un 77%, en colaboración con Mercadona a través de los centros de coinnovación y las sugerencias de los clientes recibidas por el Servicio de Atención al Cliente, entre otros.

El 82% de los productos lanzados por los fabricantes interproveedores entre 2012 y 2014 siguen en el mercado al cabo de un año, comparado con una media del 24% en el sector (Nielsen).

Según recoge el Informe del Institut Cerdà, de 2012 a 2015, el 79% de los interproveedores de Mercadona han realizado 347 innovaciones de proceso (199 nuevos procesos de fabricación, 40 mejoras en sistemas logísticos y 108 mejoras en procesos de apoyo, como sistemas de gestión o tecnologías de control). La inversión destinada ha sido de 292 millones de euros durante los 4 años.

En esta línea, las categorías más innovadoras en procesos han sido Alimentación Fresca y Seca, aunque en el ámbito logístico ha sido muy relevante la innovación impulsada en la categoría de Congelados.

De acuerdo con el estudio, la innovación en procesos aporta múltiples ventajas entre las que cabe destacar una mayor eficiencia y rendimiento de los equipos productivos, así como el alineamiento con las normativas medioambientales, de salud y seguridad.

Los interproveedores analizados consideran que el Modelo de Coinnovación facilita un marco de estabilidad que permite centrar los esfuerzos en mejorar la gama de productos existente y sorprender al cliente con nuevos productos. Asimismo, el modelo de colaboración cliente-fabricante-distribuidor, permite conocer mejor las necesidades del primero, lo que se traduce en un mayor grado de éxito, así como en un nivel organizativo más eficiente con el que se pueden encauzar las demandas y oportunidades del mercado de forma más ágil.

Según Yolanda Cerdà, Gerente de Retail del Institut Cerdà, "el análisis que hemos realizado pone de manifiesto el compromiso que Mercadona y sus inteproveedores mantienen con la innovación y acredita que el modelo de Mercadona proporciona un marco de colaboración a lo largo de la cadena de distribución que permite conocer al máximo las necesidades del cliente final y evolucionar a las organizaciones adoptando una cultura de mejora continua".

Juan Antonio Germán, director general de Relaciones Externas de Mercadona, quiso agradecer a la Fundación Cotec y a su presidenta, Cristina Garmendia, “la oportunidad de presentar el estudio “El valor de la Innovación Conjunta”, en este foro de la excelencia y la promoción de la innovación como motor de desarrollo. Este estudio pone de manifiesto la importancia que para innovar tiene la colaboración entre todas las partes de la cadena; fabricantes, distribuidores y clientes. Inspirarnos con lo que nuestros ‘Jefes’ (como llamamos en Mercadona a nuestros clientes) nos dicen en nuestros centros de coinnovación y compartir ese conocimiento con los fabricantes interproveedores, nos da un gran potencial innovador. El mercado es demasiado complejo para creer que una empresa por sí sola puede llevar a cabo innovaciones tan exitosas como las que se relacionan en este estudio. Por eso en Mercadona creemos en el poder de la colaboración, para disponer de un modelo innovador diferencial dirigido a sorprender siempre a nuestros ‘Jefes’ y que sume a las capacidades innovadoras ya existentes en nuestro sector".

Además, la presidenta de la Fundación Cotec, Cristina Garmendia, definió a Mercadona como “un referente empresarial en muchos ámbitos, también en el de la innovación, una de las claves de su éxito en el mercado”. Respecto al informe, Garmendia agradeció que la compañía compartiera “generosamente” su modelo de innovación para servir de inspiración a otras organizaciones. “Es fundamental que los líderes empresariales de nuestro país señalen el camino de la innovación al conjunto de la economía y de la sociedad”, concluyó la presidenta de la Fundación Cotec.

Asimismo, el economista José Carlos Díez ha destacado el efecto tractor que para la economía tienen los Interproveedores y Mercadona, "factor que se ha visto patente en este estudio, donde la innovación, tangible en productos que los consumidores ponen en su cesta de la compra de cada día, es muy importante para la reindustrialización y mejora de la productividad de nuestro sector industrial”.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios