Cataluña - Barcelona

Colau, contra el plan de la CUP de eliminar la estatua de Colón

Ayuntamiento y oposición cargan contra la iniciativa planteada por los anticapitalistas de Barcelona por ser un despropósito y una ridiculez

El monumento de homenaje a Cristóbal Colón se alzó en 1888
El monumento de homenaje a Cristóbal Colón se alzó en 1888 - AFP

Críticas por todos lados a la rocambolesca idea de la CUP de eliminar la emblemática estatua de Cristóbal Colón de Barcelona por otra que homenajee a los indígenas. Ayuntamiento y grupos de la oposición han dejado claro hoy que no piensan apoyar la medida que el grupo municipal de los anticapitalistas en Barcelona llevarán al pleno de este viernes.

La proposición contra la estatua de Colón es una de las más controvertidas del pack de iniciativas de la CUP para la sesión plenaria pero no la única con polémica. Así, la formación«cupaire» también reclamará la retirada de la estatua del Marqués de Comillas, Antonio López, que se dedicó al tráfico de esclavos, la eliminación de símbolos y banderas españolas en los edificios municipales y que, además, el 12 de octubre deje de ser una jornada festiva en Barcelona.

El primer teniente de alcalde, Gerardo Pisarello, ha ratificado en nombre del Ayuntamiento que, a pesar de las críticas que ellos mismos tienen sobre las connotaciones colonialistas de la celebración del 12 de octubre (fecha en que se conmemora el descubrimiento de América) no se contempla hacer desaparecer la figura de Colón. Por otro lado, Pisarello ha avanzado que el consistorio sí que prevé «una intervención» sobre la estatua de López para «poder explicar críticamente lo que significan este tipo de monumentos».

Críticas de la oposición

La oposición todavía ha sido más tajante con las propuestas de la CUP. El portavoz de CiU en el Ayuntamiento, Joaquim Forn, ha alertado de que la propuesta de la CUP da un mensaje de «cierta frivolidad» porque la ciudad tiene otros problemas, como el paro, la subida de los precios de alquiler y la convivencia.

«Cuando hay tantos problemas en Barcelona, tener que plantear esta cuestión como el desiderátum de la actualidad política está fuera de lugar», ha aseverado. «Si nos ponemos a hacer una revisión de todo lo que ha sido la intervención de distintos personajes en la historia, podemos empezar a cargárnoslo todo», ha añadido.

Por otro lado, la líder de C’s en Barcelona, Carina Mejías, ha comentado que la propuesta sobre Colón es un «absurdo dentro de las excentricidades» del grupo municipal de la CUP y ha lamentado que «desde el Gobierno municipal se ha alimentando esta guerra de símbolos». Mejías ha recordado otras medidas contra los símbolos del gobierno de Colau, como la retirada del busto del rey Juan Carlos I o el recién aprobado cambio de nombre del salón de plenos Reina Regente, una nueva denominación que se ratificará este viernes en el pleno.

En una línea similar se ha mostrado Alberto Fernández, presidente del grupo municipal del PP, que ha señalado irónicamente que «a la CUP sólo le falta pedir cambiar la estatua de Cristóbal Colón por la del líder de Estado de Corea del Norte, de Kim Jong-un señalando a la Ítaca independentista».

«Un día de estos los veremos con la piqueta derribando la Sagrada Família apelando al laicismo», ha añadido Fernández en declaraciones a los medios. Además, ha recordado que Colón es una figura universal por haber protagonizado el 12 de octubre, uno de los acontecimientos más importantes de la historia, según él. «Parece ser que aquellos sectores independentistas que abogaban por que Colón era catalán están convencidos de que era español y piden esta propuesta», ha sentenciado.

ERC, por otro lado, se ha mostrado abierta a negociar con la CUP para transaccionar su propuesta y revisar la iconografía de la estatua de Colón en lugar de retirarla, según ha avanzado el edil republicano, Jordi Coronas. A pesar de conseguirse este apoyo, la medida no prosperaría por la oposición del resto de grupos.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios