La última «tontería» de Puigdemont

Puigdemont renuncia al sueldo que corresponde a los expresidentes de la Generalitat, al no aceptar su destitución

MadridActualizado:

El ministro de Hacienda y Función Pública, Cristóbal Montoro, dejó clara su postura tras conocer la decisión de Carles Puigdemont de rechazar el sueldo que le correspondería como expresidente de la Generalitat al entender que todavía ocupa el cargo: «Está fuera de lugar».

Así lo señaló a los medios a su salida de la Comisión de Presupuestos en el Congreso de los Diputados de ayer al ser preguntado por la postura de Puigdemont de no reconocer que ya no es presidente de la Generalitat por lo que, en consecuencia, rechaza cobrar el sueldo que le correspondería al dejar de ejercer el cargo.

«Es una tontería, es evidente que en Cataluña se van a celebrar unas elecciones autonómicas de las que saldrá el parlamento autonómico y que de ahí se nombrará un nuevo Gobierno de la Generalitat, por lo que me parece una postura fuera de lugar», afirmó el ministro de Hacienda, para añadir que «es una postura que está haciendo daño a los catalanes y al conjunto de los españoles».

Se considera presidente

Carles Puigdemont renunció ayer por la tarde al sueldo que corresponde a los expresidentes de la Generalitat, al no aceptar su destitución, acordada por el Gobierno de Mariano Rajoy.

Puigdemont, que en la pasada legislatura renunció a su retribución como diputado en el Parlament, sí prevé darse de alta para cobrar el sueldo de parlamentario que le corresponde durante los meses que transcurran hasta que comience la nueva legislatura, según ha avanzado El Nacional y han confirmado a Efe fuentes de la candidatura electoral que encabeza, Junts per Catalunya.

En Twitter, Puigdemont compartío la noticia de su renuncia al sueldo de expresidente de la Generalitat y ha lanzado un mensaje al ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, por haberle pedido que informase antes de 10 días hábiles, a partir del 16 de noviembre, sobre si pensaba acogerse al salario previsto por la ley.

«El Estado continúa siendo una máquina de humillar instituciones y ciudadanos. Montoro debería dedicar su tiempo a recuperar el dinero perdonado del rescate bancario», afirmó.

Puigdemont, que sigue considerando que preside el «Govern legítimo» de Cataluña, entiende que la aceptación de la retribución como expresidente de la Generalitat sería una forma de acatar la aplicación del artículo 155 de la Constitución, que conllevó la destitución de todos los miembros de su Gobierno.