Economía

Norwegian planea impulsar vuelos entre Europa y América por menos de 150 euros el billete

Según Bloomberg, los servicios de la aerolínea en Buenos Aires podrían incluso comenzar en 12 meses si se conceden permisos gubernamentales

Norwegian estudia implantar su primera base en América
Norwegian estudia implantar su primera base en América - ABC
S.E. Madrid - Actualizado: Guardado en:

Después de comunicar que unirá Barcelona con Estados Unidos en verano de 2017, Norwegian podría aterrizar en Argentina. La aerolínea «low-cost» está evaluando distintas opciones para afianzar su expansión, y entre ellos se encuentra la opción de implantar una base en Buenos Aires para volar desde ciudades como Oslo, Londres, París o Madrid. La internacionalización de la compañía no solo favorecería su crecimiento, sino que daría alas a que el modelo «low-cost» alcanzara los trayectos de larga distancia.

Según «Bloomberg», los servicios de Norwegian en la capital argentina podrían incluso comenzar en 12 meses si se conceden permisos gubernamentales. Así lo ha confirmado Bjorn Kjos, director general de la aerolínea, en una entrevista en Córdoba (Argentina), añadiendo que la segunda ciudad más grande del país latinoamericano también tiene el potencial para convertirse en un «hub» interno.

Norwegian Air tiene ambiciosos planes para extender el modelo de vuelos de bajo coste para vuelos intercontinentales. La compañía ha reforzado su flota de aviones, ampliándola con nuevas adquisiciones que podrían ser utilizadas en cortas rutas de largo alcance para el año 2022.

Los vuelos hacia América del Sur podrían crear al menos 200 puestos de trabajo, ha sostenido Kjos en la entrevista recogida por «Bloomberg». Argentina es «una joya oculta», continuó el consejero delegado de la compañía, con «el potencial más grande que he visto» para aumentar las visitas.

Si finalmente Norwegian logra este objetivo, los vuelos al país sudamericano caerán de forma abrupta. «Para atraer a los turistas necesitas habilitar el precio de los billetes», explicó Kjos. Las tarifas podrían caer, según los propios cálculos del mandatario de Norwegian, un 75%. Esto permitiría volar a Buenos Aires por unos 135 euros (150 dólares). Kjos ha confirmado que también está hablando con las autoridades de Santiago, capital de Chile, acerca de la posibilidad de implantar una base en dicha localización. Sin embargo, esta opción parte en segundo lugar después de Argentina.

Norwegian también quiere conectar ciudades europeas con salida al Atlántico con pequeños aeropuertos de Estados Unidos. En este caso el precio de los billetes también rondaría los 150 euros por trayecto, incluso menos, según el consejero delegado de la compañía.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios