El sacerdote falleció cuando conducía por la N-122 hacia Vera de Moncayo (Zaragoza)
El sacerdote falleció cuando conducía por la N-122 hacia Vera de Moncayo (Zaragoza)
Sucesos

Un sacerdote de Tarazona muere en accidente de tráfico cuando iba a dar misa

Se cree que sufrió un ataque al corazón cuando conducía hacia la residencia de ancianos de Vera de Moncayo

R. P.
ZaragozaActualizado:

Un sacerdote septuagenario de la Diócesis de Tarazona (Zaragoza) falleció este miércoles en accidente de tráfico, cuando se dirigía a la localidad de Vera de Moncayo para oficiar misa en la residencia de ancianos de la localidad.

Se cree que el cura sufrió un ataque al corazón, lo que le hizo perder el control del vehículo que conducía y salirse de la carretera, en la N-122. Las circunstancias exactas de la muerte las determinará la autopsia. Su cadáver fue trasladado al Anatómico Forense de Zaragoza.

El accidente se produjo poco después de las diez de la mañana, en el punto kilométrico 78,700 de la N-122, según informaron fuentes de Tráfico. Ningún otro vehículo se vio implicado en el siniestro.

El fallecido, Jacinco Sanz Bonel, era párroco de la iglesia de San Miguel de Tarazona y tenía también a su cargo la parroquia de la localidad de Vera de Moncayo, en la misma comarca.

El accidente que le ha costado la vida ha causado consternación en la zona, donde llevaba ejerciendo el sacerdocio desde hacía décadas. El Ayuntamiento de Tarazona ha expresado públicamente sus condolencias por el fallecimiento de este sacerdote, que recientemente fue homenajeado al cumplirse los 50 años de su ordenación.

El funeral se oficiará este miércoles, a las 17.00 horas, en la iglesia de San Miguel, de la que era párroco. La ceremonia será presidida por el obispo de Tarazona, Eusebio Hernández.