Torra recibe a la presidenta de la ANC, Elisenda Paluzie
Torra recibe a la presidenta de la ANC, Elisenda Paluzie - EFE

Torra y ANC sopesan otro plan unilateral como respuesta al TS

El presidente de la Generalitat no descarta elecciones o un nuevo referéndum

BarcelonaActualizado:

«El juicio del Tribunal Supremo es contra el derecho de autodeterminación de Cataluña. El referéndum del 1-O y la huelga del 3-O fueron dos respuestas conjuntas de país. Ahora tenemos otro reto colosal: ver cómo respondemos al juicio». Con estas palabras, Quim Torra, presidente de la Generalitat de Cataluña, adelantó, solo unos minutos antes de reunirse con los representantes de la Assemblea Nacional Catalana (ANC) y de Òmnium Cultural, que la administración pública autonómica se unirá a las dos entidades privadas independentistas para dar una «respuesta» conjunta a la sentencia del Tribunal Supremo que juzga a los líderes del «procés» secesionista ilegal.

Poco después, Elisenda Paluzie (ANC) situaba que esta «respuesta» es una vía directa a la unilateralidad, otra vez: «La respuesta a la sentencia no puede ser solo reactiva, sino que tiene que formar parte de una estrategia para hacer la independencia. La mejor respuesta a la sentencia es hacer la independencia, pero esta vez no podemos fallar».

Durante la rueda de prensa prevista para explicar el balance político del primer año de gobierno de Torra y sus consejeros, el presidente autonómico no descartó que, una vez se conozca el fallo del Tribunal Supremo en el juicio al «procés», previsto para otoño, convoque elecciones o un nuevo referéndum; aunque lo que sí dejó claro es que la decisión que tome se hará de consenso con las dos entidades principales del mundo secesionista, y a las que recibió, poco después de comparecer ante la prensa, en el Palacio de la Generalitat. Paluzie, tras la reunión, rezachó concretar si la ANC ha propuesto ya algo concreto a Torra sobre la estrategia a seguir para evitar «titulares fáciles» ya que, subrayó, el encuentro de este martes solo «ha sido un primer contacto».

«Constitución catalana»

Por su parte, Torra se reivindicó ayer y aseguró que no tiene «planeado» convocar elecciones en breve y espera poder cumplir con la legislatura, que aspira a finalizarla con la aprobación de «una Constitución catalana» -que se enmarca en el «proceso constituyente» cuyo consejo asesor está liderado por Lluís Llach-.

Pero advirtió, eso sí, de que «hay un punto de inflexión, que son las sentencias» que puedan firmar los magistrados del Tribunal Supremo. Torra volvió apedir la absolución para los líderes del «procés» que están acusados, algunos, de rebelión y malversación.

En esta línea, el presidente de la Generalitat aseguró que está cómodo como máximo responsable de la administración autonómica y, por primera vez, aseguró que no es «un presidente provisional» -concepto que él mismo señaló al tomar posesión del cargo en 2018- y que lo es de la Generalitat «con todas las consecuencias». Ahora bien, también aseguró que «Puigdemont sigue siendo el presidente Puigdemont».