Víctor, en su tercera etapa como entrenador del Cádiz CF (temporada 2009-10).
Víctor, en su tercera etapa como entrenador del Cádiz CF (temporada 2009-10).

CÁDIZ CF

Espárrago se siente aún como un entrenador en activo

"Los técnicos somos como los toreros, que no nos cortamos la coleta"

Por  7:59 h.

Víctor Espárrago dirigió su último partido aquel desgraciado junio de 2010. El entrenador se sentaba en el banquillo del Ramón de Carranza junto a su inesperable Luis Soler para ver ganar a su Cádiz CF ante el Numancia (4-2). La victoria más triste, pues no servía para mantener la categoría, la preciada Segunda División.

Seis años después, el uruguayo asegura que se mantiene tan ilusionado como el primer día. O más. “Alterno entre Montevideo y Punta del Este, viendo mucho fútbol y deporte en general”. Todavía sueña con volver a entrenar, con bajar al césped y sentir ese olor de hierba recién cortada. “Los entrenadores somos como los toreros, que no nos cortamos la coleta. Me han llegado muchas ofertas, por ejemplo de Nacional de Montevideo, pero mi señora tuvo un problema de salud y entendí que no era el momento idóneo”.

“Sintiéndome bien, estando claro de ideas, sigo vigente y analizo el fútbol como si aún estuviera en activo”, confiesa Espárrago.

El charrúa ha sido un hombre decisivo en grandes clubes, como Sevilla o Valencia. Llegó a ser uno de los técnicos más valorados de la Liga española junto a Johan Cruyff. Sin embargo, tiene al Cádiz CF en su corazón “porque Cádiz es distinto, los gaditanos son distintos. Andalucía es como mi tierra, especialmente ese triángulo entre Huelva, Sevilla y la Tacita. Son los equipos a los que más quiero, me alegro cuando les va bien y sufro cuando tienen problemas, como ahora el Recreativo”.

Espárrago agradece el excelente trabajo de Cervera, al que haciendo memoria le recuerda como jugador. “Sí, un extremo zurdito, rápido, pequeñito… Era muy buen jugador y seguro que ahora es un gran técnico”.