movimiento 15-m | valcárcel recuperado

La cultura del pueblo toma fuerza

La iniciativa Valcárcel Recuperado abrirá en los próximos días una biblioteca con un fondo de más de un millar de libros

CÁDIZ .Actualizado:

Cuando unos enmascarados entraron en Valcárcel para abrirlo al pueblo pocos los tomaron en serio. Fue el pasado 18 de junio. Desde el día que ocurrió aquello, liderado por el movimiento 15-M de Cádiz, han pasado ya algo más de cuatro meses. Con un verano de por medio, algunos abandonaron temporalmente la iniciativa, pero lejos de decaer, el movimiento Valcárcel Recuperado cada día está tomando más fuerza y recibiendo más apoyos. Los talleres, programas culturales y educativos, las jornadas temáticas y los actos lúdicos crecen gracias al empeño de un grupo de trabajo y con la ilusión de cientos de ciudadanos. Ya no es cosa de unos pocos, es el proyecto que capitanean más de cincuenta jóvenes y que respaldan gaditanos de cualquier condición, edad y profesión.

Comenzaron con pequeñas propuestas de ocio y habilitaron una primera aula del ala derecha del viejo hospicio para transformarla en ludoteca. Después llegaron a poner en marcha hasta una escuela de verano, donde profesionales de la enseñanza han atendido a unos 70 niños. La denuncia interpuesta por la empresa propietaria del edificio, Zaragoza Urbana, nunca ha supuesto una traba para levantar semana tras semana un amplio cartel de actividades. Jamás hubo miedo al desalojo, o eso parecía, y si lo hubo, el paso del tiempo ya ha logrado disipar cualquier incertidumbre. Quieren seguir adelante y no temen que nada se lo impida.

Una ambiciosa iniciativa

Entre talleres de cristalería, serigrafía, boxeo y de guitarra flamenca, ya fraguan otro ambicioso proyecto. Así, en un plazo estimado de un mes, abrirán en la segunda planta del inmueble catalogado como de Bien de Interés Cultural una biblioteca que ya cuenta con un fondo de más de un millar de libros y que recibirá el nombre de Fernando Quiñones. Gracias a las donaciones de asociaciones y centros educativos, se han hecho con ejemplares del género novelístico, de historia y de poesía. Portavoces del grupo Valcárcel Recuperado explican que actualmente dos miembros del colectivo, con estudios de biblioteconomía, están inmersos en las tareas de clasificación y categorización de los tomos. Además, al contar con un gran número de libros de literatura infantil, han decidido abrir en una sala contigua otra biblioteca dirigida a los más pequeños. En esa misma planta, la última que ha sido habilitada por los jóvenes del 15-M, también espera su apertura una sala de estudios. Solo falta arreglar la toma de luz para que este servicio entre en funcionamiento. Allí también se podrán consultar enciclopedias o la prensa del día.

Pero en este antiguo edificio de estilo neoclásico no solo hablan de propuestas a corto plazo. El 2012 también será un año decisivo para esta iniciativa que ya piensa en poner en marcha una Universidad libre. Solo es un esbozo, pequeñas pinceladas de otro gran proyecto. Sin embargo, aún les queda unos meses por delante para perfilarlo y convertirlo en realidad.

Mientras que esas aulas universitarias van cobrando vida, siguen adelante otras muchas propuestas. Hasta el momento, hay 18 agrupaciones carnavalescas (sobre todo infantiles y juveniles) que ya usan las instalaciones de Valcárcel para sus ensayos. Además, cada tarde, el patio y las salas se abren a multitud de talleres o de clases de deportes. El gimnasio se les ha quedado pequeño para las solicitudes que están recibiendo constantemente. «Ya no hay más plazas para las clases de deportes de contacto. Algunos talleres cuentan con más afluencia que otros, pero en general la participación está aumentando con el paso del tiempo», aseguran desde el colectivo. Pero no solo se resisten a perder fuerza, sino que además en la asamblea de hoy estudiarán estrategias para promocionarse y dar a conocer aún más su oferta cultural y educativa. Asimismo, el I Congreso Alternativo de la Abogacía, celebrado en los últimos días, ha sido todo un éxito de asistencia. Encuentros de ese tipo demuestran el poder de convocatoria de los que un día decidieron entrar, limpiar y recuperar un edificio que llevaba más de diez años abandonado.

Además de las clases de percusión, danza y bailes latinos que se impartirán en los próximos días, Valcárcel Recuperado ya prepara para la semana previa a las elecciones generales unos debates y mesas redondas sobre la situación política actual y no descartan convocar una nueva jornada reivindicativa.