OFERTAS COMERCIALES

El «Black Friday» obliga a la Policía a montar un dispositivo de tráfico que evite el caos en Sevilla

La presumible aglomeración en centros comerciales y las lluvias que se esperan hoy y mañana podrían colapsar la circulación en algunas zonas

Un policía local controla el tráfici de acceso al casco histórico
Un policía local controla el tráfici de acceso al casco histórico - G.L.
E.BARBA Sevilla - Actualizado: Guardado en: Actualidad

Signo inequívoco de nuestro tiempo de velocidad, anticipación, consumo compulsivo y consumibles de cada vez más escasa duración, las compras navideñas no se adelantan ya al puente de primeros de diciembre sino al último fin de semana de noviembre. Quienes manejan esos hilos han colocado ya la línea de salida de esta alocada carrera el último viernes de este mes —esto es, hoy—, calentándolo con el aperitivo de Halloween, adornándolo con descuentos al modo de las rebajas de enero y haciéndolo llamar «Black Friday» como podía haberse denominado San Dionisio. El caso es comprar.

Ante la previsible avalancha de clientes en las tiendas que se han vinculado a esta iniciativa de origen anglosajón, que son prácticamente todas, el Ayuntamiento de Sevilla también ha aligerado el paso de su programación y ha adelantado medidas de tráfico para evitar en lo posible el colapso y los consiguientes perjuicios para los ciudadanos durante hoy y mañana. Una especie de «mini plan».

Por ello, la Delegación de Movilidad ha preparado un importante refuerzo de la Policía Local para este fin de semana en sus labores de regulación de la circulación en las cuatro principales zonas comerciales de la ciudad y sus vías de entrada y salida. No puede decirse que se trate de un plan en sí al estilo del que se desarrolla durante la Navidad, pero sí de refuerzos y medidas especiales para afrontar el trabajo de aquí al domingo por la noche ante las previsibles aglomeraciones de público.

Desde este mediodía, de esta forma, habrá refuerzos de la Policía Local en el casco histórico y en los entornos de tres centros comerciales muy cercanos: Nervión Plaza, Los Arcos y el Mirador, donde funciona la tienda de tecnología Media Markt. En concreto, se va a prestar especial servicio de vigilancia a la entrada y salida de los aparcamientos de esas zonas comerciales, reforzándose también el entorno y llegándose a desviar el tráfico en los casos en que se necesite si se produce la colmatación de los garajes.

En el casco histórico, la vigilancia policial estará ubicada en la zona de Baños y San Vicente para los accesos a la Gavidia y el Duque, así como en la Puerta Osario, Puerta de Carmona y la avenida Reyes Católicos para la llegada al centro por la Magdalena. En dichos puntos habrá control policial para aliviar la circulación si la densidad rebasa los límites previstos, además de una importante revisión, sanción y retirada de vehículos mal aparcados. Por otro lado, en los centros comerciales de fuera del casco antiguo ya citados, las patrullas se colocarán en los accesos a los aparcamientos para vigilar si éstos no dan más de sí; si eso llega a producirse, se trasladarán más agentes a las calles del entorno para derivar el tráfico a otros puntos, una labor que se realizará desde mediodía y prácticamente hasta medianoche.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios