Actualidad

¿Por qué las camisas de mujeres se abrochan al revés que las de los hombres?

La supuesta explicación va ligada al origen de esta prenda, en la Edad Media, cuando a las mujeres de alta alcurnia las vestían las doncellas y los hombres llevaban espadas

¿Por qué las camisas de mujeres se abrochan al revés que las de los hombres?
ABC.ES - abc_es Madrid - Actualizado: Guardado en: Actualidad

Sucede con todo, desde el agujero de las zapatillas Converse al bolsillo pequeño de los pantalones vaqueros. A menudo nos preguntamos para qué sirven, cuál es su función, y en la mayor parte de los casos el misterio queda sin respuesta, por lo que acudimos a teorías que puedan explicarlo.

Aunque, como en todo, siempre hay excepciones, es habitual que las camisas de las mujeres tengan los botones en el lado opuesto de los hombres. Si uno se fija puede percatarse de que los de estas se encuentran en el lado izquierdo y los de los hombres en el derecho, casi siempre.

Puede parecer aleatorio o una simple tendencia estética, sin embargo, existen diversas teorías que explicarían la utilidad de este curioso método.

La más antigua de todas, y quizás también la más creíble por eso de que el origen de esta prenda se remonta a la Edad Media, al año 1.500, consiste en la creencia de que las camisas o blusas eran prendas solo para mujeres de alta cuna y con gran poder adquisitivo a las que vestían sus doncellas. Por hacer más cómoda la tarea, se habrían situado los botones de la prenda femenina en el lado izquierdo.

Por su parte, los hombres, independientemente de la clase social, solían vestirse solos, por lo que para ellos resultaba más sencillo abrocharse la camisa si los botones se sitúaban en el lado opuesto, a la derecha.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios