Internacional

Obama, Hollande, Felipe VI y otros líderes mundiales asistirán al funeral de Simón Peres

La despedida del fallecido líder israelí se convertirá en una reunión de algunas de las más destacadas figuras del panorama internacional

El difunto Simón Peres, en una imagen de archivo
El difunto Simón Peres, en una imagen de archivo - EFE
MIKEL AYESTARAN Corresponsal En Jerusalén - Actualizado: Guardado en:

Israel se prepara para un funeral de Estado «como no se ha visto desde el de Isaac Rabin en 1995», según el diario «Yedioth Ahronoth». El recientemente fallecido Simón Peres no descansará junto a su esposa, Sonia, en la localidad de Ben Shemen, lo hará en la zona de los «Grandes de la nación» del Monte Herzl de Jerusalén, a la izquierda del líder nacionalista Isaac Shamir y a la derecha del primer ministro Rabin, asesinado por un ultranacionalista judío en 1995, según informó la Comisión de Símbolos y Protocolo del Gobierno israelí tras reunirse con la familia del fallecido. Antes de que el viernes líderes de todo el mundo acudan a darle el último adiós, los israelíes podrán acercarse la víspera a la capilla ardiente instalada en la explanada del Parlamento hasta las nueve de la noche, aunque podría ampliarse hasta las once en función del número de visitantes.

En el monte Herzl se espera la presencia del presidente de Estados Unidos, Barack Obama, y su secretario de Estado, John Kerry; el Rey de España, Felipe VI; el presidente francés, François Hollande; el de México, Enrique Peña Nieto; o el Príncipe Carlos de Inglaterra… decenas de líderes mundiales cuya presencia se irá confirmando con el paso de las horas y que obliga a reforzar las medidas de seguridad. La Policía ya ha anunciado que habrá cortes en la carretera número uno, que une el aeropuerto de Tel Aviv con la Ciudad Santa, para facilitar la llegada de los líderes mundiales, y dentro de Jerusalén se cerrarán las calles próximas al Parlamento y al monte Herzl.

El adiós de Peres, el último de los firmantes que quedaba vivo de los Acuerdos de Oslo, cierra una página de la historia reciente del conflicto y no faltan las voces que esperan que esta despedida sirva de punto de partida para recuperar un acuerdo que 23 años después de su firma es papel mojado.

Según la lista facilitada hoy por el Ministerio israelí de Exteriores, Obama encabezará la notable delegación de su país, integrada también por el secretario de Estado, John Kerry; la candidata presidencial demócrata, Hillary Clinton, y su marido y expresidente, Bill Clinton.

Además de Obama, Hollande y Peña Nieto, también han confirmado su participación, hasta el momento, los presidentes de Togo y Rumanía, así como los primeros ministros de Canadá y Australia, el heredero de la corona británica, el príncipe Carlos, y la reina madre de Holanda, entre otros.

El Papa Francisco, amigo personal del difunto expresidente israelí, no acudirá a las exequias, reveló el Ministerio de Exteriores en un comunicado. De momento no se ha informado de la participación de dirigentes de países árabes vecinos, pero medios locales señalan que es posible que envíen representantes de los dos países árabes con los que Israel tiene relaciones diplomáticas: Egipto y Jordania.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios