Cibercalifato

Hackers rusos amenazaron a mujeres de militares de EE.UU. y medios europeos en nombre de Daesh

«¡Sangriento Día de San Valentín!», este fue el mensaje acompañado de emblemas del grupo yihadista con el que unos supuestos piratas informáticos rusos amenazaron a varias esposas de militares estadounidenses

Actualizado:

«Querida Angela. ¡Sangriento Día de San Valentín!». Este fue el mensaje que unos supuestos hackers que utilizaban emblemas de Daesh enviaron vía Facebook a la esposa de un oficial del Ejército de EE.UU. mientras tomaba un baño de burbujas en su casa de Colorado.

Según da cuenta la agencia Associated Press, en el mensaje los piratas informáticos aseguraban saberlo todo sobre su víctima, así como de su marido e hijos, acompañando la amenaza con la bandea del autodenominado Estado Islámico y afirmando que habían entrado en su ordenador y teléfono. «Estamos mucho más cerca de lo que puedes imaginar».

Como Angela Ricketts, otras cuatro esposas de militares del Ejército de EE.UU. recibieron amenazas de muerte de un grupo autenominado Cibercalifato en febrero de 2015. Tres años después AP ha destapado que las fechorías no venían de supuestos soldados online del «califato» de Abu Bakr al Bagdadi, sino del mismo grupo de piratas informáticos que hackearon y filtraron los correos electrónicos del presidente de la campaña presidencial de Hillary Clinton, John Podesta. fue una de las cinco esposas militares que recibieron amenazas de muerte del autodenominado CyberCaliphate en la mañana del 10 de febrero de 2015. Las advertencias dieron lugar a días de angustiosa cobertura mediática del alcance en línea de los militantes del Estado Islámico.

El intento de la operación de exagerar la amenaza del islam radical también supuso un adelanto los incendiarios mensajes impulsados por los trolls de Internet durante la carrera presidencial de los EE.UU.

Semanas más tarde, otros hackers cortaron la señal de la cadena francesa TV5 Monde en nombre del Cibercalifato, publicando el logotipo del grupo en la página de Facebook del canal.

El reportaje de AP también recuerda que varios trolls, en su estrategia de aumentar la percepión de amenaza yihadista en Estados Unidos, difundieron rumores falsos sobre un ataque del autodenominado Estado Islámico en Louisiana y un video falsificado que parecía mostrar a un soldado estadounidense disparando a un Corán.