Emigdio Tormo, este miércoles en las Cortes Valencianas
Emigdio Tormo, este miércoles en las Cortes Valencianas - ROBER SOLSONA
Política

PP y Ciudadanos se enganchan en las Cortes Valencianas a cuenta de la corrupción

El debate sobre la prisión permanente revisable se convierte en una bronca con reproches sobre el pasado político

VALENCIAActualizado:

El debate sobre la prisión permanente revisable que ha tenido lugar este martes en las Cortes Valencianas ha dejado un episodio que se ha convertido en el más comentado por todos los partidos. Una inusual bronca entre el PP y Ciudadanos a cuenta de la corrupción que ha acabado convirtiéndose en un reproche sobre el pasado político en las filas populares de un diputado de la formación naranja.

La iniciativa -que ha sido rechazada con los votos en contra del PSPV, Compromís y Podemos- era presentada por el PP y defendida por la parlamentaria María José Ferrer San Segundo. En ella se pedía que el Consell instara al Gobierno de España a mantener la prisión permanente revisable como la pena máxima del Código Penal en delitos de extrema gravedad e impulsara medidas para el cumplimiento efectivo de las penas.

El debate, sin embargo, ha virado durante la intervención de Ciudadanos. El diputado Emigdio Tormo salía a la tribuna para defender una enmienda de su grupo (que no ha sido aceptada) en la que pedían un endurecimiento de las penas mientras el Tribunal Constitucional se pronuncia sobre esa cuestión. Ferrer le ha espetado entonces la «incoherencia» de su partido, que con su «pasividad» contribuyó a la derogación que se está tramitando y les ha acusado de tomar decisiones «a golpe de sondeo».

Una crítica a la que el parlamentario de la formación naranja respondía que «los sondeos a la baja deben doler» y que en Cataluña los diputados del PP incluso podrían ir «en un mismo taxi». Además, ha afirmado que los populares les «atacan» porque están «nerviosos» por sus casos de corrupción. «Isabel Bonig fue íntima colaboradora política de Francisco Camps y de Ricardo Costa. Pregúntenle por lo que pasó hace quince años», ha afirmado.

Unas referencias que han encontrado la primera respuesta en María José Ferrer, quien le ha pedido que lo explique él porque «ya estaba en el partido» mientras que ella no. La segunda venía de la portavoz adjunta del PP, Eva Ortiz: «A lo mejor es usted el que tiene que explicar por qué le expulsaron de este partido por su relación con José Joaquín Ripoll».

La «número dos» de los populares valencianos se refería a la etapa de Tormo como edil en Elche y una de las personas de confianza del expresidente de la diputación de Alicante, procesado en el caso Brugal. «Yo era un simple concejal que hacía las cosas lo mejor que podía», ha zanjado el diputado en una discusión que ha sido seguida entre risas por parte de la bancada del tripartito.