Religión

Así se gestionan las cuentas de Twitter e Instagram del Papa Francisco

El responsable de Comunicación del Vaticano desgrana las claves de los mensajes de Su Santidad

Imagen del cardenal Cañizares y monseñor Viganò
Imagen del cardenal Cañizares y monseñor Viganò - ABC

La era de las nuevas tecnologías y de la comunicación a través de las redes sociales ha entrado de lleno en el Vaticano con un Papa que revisa y escribe personalmente los mensajes en Twitter (@Pontifex_es) y que ha lanzado una cuenta en Instagram (@franciscus) para plasmar un relato fotográfico de su mandato al frente de la Iglesia Católica.

El Prefecto de la Secretaría para la Comunicación de la Santa Sede, Monseñor Dario Edoardo Viganò, explicó este miércoles en Valencia que, al contrario de lo que sucede con los líderes políticos, la comunicación del Pontífice Francisco I “no obedece a una estrategia sino a un primado, que es el primado de la Palabra de Dios, que nos pide anunciar el Evangelio de la misericordia”. Así, “Francisco no tiene que conquistar nada sino que ofrece un bien precioso, que es el Evangelio”.

Monseñor Viganó resumió en la Universidad Católica de Valencia San Vicente Mártir (UCV) las claves de la comunicación del Papa Francisco: “Hace lo que dice y dice lo que hace”, “su lenguaje es simple pero no banal” y “se enfrenta a los problemas sin ponerse en el centro”.

El sacerdote italiano ha presentado en la UCV el libro «Fidelidad es cambio. La comunicación del Papa contada de cerca», editado por Romana Editorial, en el que analiza el impacto comunicativo de Francisco en la Iglesia y en la sociedad actual. El acto, que ha sido presidido por el cardenal arzobispo de Valencia, Antonio Cañizares, se celebró en el Aula Mayor de la sede de Santa Úrsula. En el acto también han participado la rectora de la UCV, Asun Gandía, y Carmen Magallón, presidenta de la editorial Romana.

El responsable del dicasterio ha señalado igualmente que “la idea central del pontificado es la relación entre las personas” y ha citado distintos ejemplos al respecto, como su llamada de teléfono a la madre de un joven enfermo terminal de cáncer o el hecho de que le gusta que los niños le expliquen sus dibujos. “Es un hombre de gran generosidad, disponible, sin reservas, justamente porque es fiel al Evangelio”, ha afirmado.

El propio Francisco supervisa y redacta los mensajes de la cuenta de Twitter, que se creó bajo el mandato de Benedicto XVI pero que ha recibido un nuevo impulso y ya cuenta con más de 12,3 millones de seguidores.

Asimismo, el Vaticano ha lanzado un perfil en Instagram para difundir un relato en imágenes del papado de Francisco, en el que se han convertido en virales los «selfies» protagonizados por Su Santidad.

Del mismo modo, Viganó ha reconocido que la comunicación de Francisco “fascina porque es transformadora” y porque “nunca atribuye a nadie el papel de adversario, lo que baja las defensas y hace ver el mensaje del Evangelio”. “A esto, que es muy fuerte, añade un lenguaje muy concreto, nada abstracto ni intelectual. Cuando tenemos sed bebemos agua, no H2O”, ha expresado.

Finalmente, durante su intervención, el máximo responsable de la comunicación del Santo Padre ha reconocido “la gran necesidad de renovar el modo en que la Iglesia se comunica, un proceso lento pero necesario, tanto a nivel estructural como de contenidos”. “Hay que repensar la prensa, la televisión, la radio, pensando en los usuarios; repensar la homilía, pues no es un problema de actualización del lenguaje solamente sino algo mucho más profundo” y “formar a los sacerdotes para aprendan a comunicar”.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios