Mariano Rajoy, presidente del Gobierno
Mariano Rajoy, presidente del Gobierno - EFE

Rajoy comparecerá el miércoles a las 16.00 horas ante el Congreso por la crisis de Cataluña

El presidente defenderá las medidas adoptadas por el Gobierno para hacer frente al desafío secesionista

MadridActualizado:

Después de una semana de incertidumbre, presidencia del Gobierno comunicó ayer lunes por la tarde el día elegido para que Mariano Rajoy explique ante el Congreso la crisis abierta en Cataluña: será este miércoles día 11 a las 16:00 horas.

[Sigue al minuto toda la información sobre la crisis catalana]

Según fuentes populares, Rajoy defenderá las medidas adoptadas por su Gobierno para hacer frente al desafío secesionista y la unidad del bloque constitucional pero el eje de su discurso dependerá de la evolución de los acontecimientos que tengan lugar hoy en el Parlament con la posible declaración de independencia.

Si la Generalitat cumple su amenaza y declara la independencia, las palabras del jefe del Ejecutivo se centrarán en defender las nuevas medidas que pueda adoptar o justificar porque no hace falta aplicar ningún precepto legal.

«Es imposible saber lo que va a pasar y por tanto es imposible saber ahora mismo lo que dirá el presidente porque una cosa dependerá de la otra», subrayan fuentes del PP.

Formato Bárcenas

El jefe el Ejecutivo ha solicitado su comparecencia amparándose en el artículo 203 del Reglamento del Congreso, que le permite ofrecer explicaciones sin someter nada votación. Será el primero en intervenir y dispondrá de tiempo ilimitado para hacerlo.

Los representantes de cada grupo parlamentario tendrán un máximo de diez minutos cada uno para fijar su posición, hacer preguntas u observaciones.

A continuación, serán respondidos por Rajoy y podrán intervenir después de manera escueta, antes de que el jefe del Ejecutivo cierre el debate con una segunda contestación.

Este es el mismo formato que Rajoy ha utilizado para comparecer ante la Cámara Baja por los casos Bárcenas o Gürtel. También se emplea para que el presidente dé cuenta de los Consejos Europeos.

Preparados para actuar

Pese a las continuas amenazas de la Generalitat, en el PP se palpa una mayor tranquilidad dentro de la enorme preocupación que suscita la crisis catalana, por los anuncios de deslocalización de empresas. Un movimiento que podría suponer un punto de que inflexión en la deriva secesionista.

En este sentido, desde el PP se apunta a que el Ejecutivo tiene todas las contingencias preparadas para responder a una declaración de independencia «real», es decir, plasmada a través de un «acto administrativo».

Pero hacen hincapié en que si la declaración no pasa de lo meramente declarativo, «una balconada», poco habrá cambiado. Sí insisten en que el Gobierno insiste en que mantiene la mano tendida al diálogo con la Generalitat pero siempre que sea dentro de la Ley. Eso sí, el PP descarta completamente la mediación que está intentando impulsar Podemos por considerarla una estrategia de manipulación.