Un Eurofighter, en la base aérea de Morón
Un Eurofighter, en la base aérea de Morón - Vanessa Gómez

España enviará en mayo aviones de combate Eurofighter a Lituania para la misión en el Báltico

Serán cinco o seis aviones del Ala 11, con base en Morón (Sevilla)

MadridActualizado:

España participará por cuarto año consecutivo en la operación de la OTAN «Policía Aérea del Báltico» cuyo objetivo es vigilar el espacio aéreo de Estonia, Letonia y Lituania. El despliegue tendrá como escenario la base lituana de Siauliai de mayo a agosto. La unidad elegida para la misión es el Ala 11 del Ejército del Aire, con base en Morón de la Frontera (Sevilla), que enviará un contingente de 135 efectivos con 5 ó 6 aviones de combate Eurofighter, según informan fuentes militares a ABC. El destacamento será liderado por el teniente coronel Manuel García de Veas.

La participación de este año contará con una novedad: España compartirá el despliegue en Lituania con Portugal, cuyos cazas F-16 llevarán el peso de la misión de la Alianza Atlántica durante el segundo cuatrimestre del año. Los Eurofighter españoles y aviones de combate Rafale franceses -éstos desde la base de Amari (Estonia)- completarán el operativo reforzado de la OTAN alternándose semanalmente.

Las misiones que los Eurofighter españoles realizarán durante su despliegue báltico serán principalmente los denominados «Scramble», salidas aéreas de alerta para «interceptar blancos inicialmente desconocidos» que suelen corresponderse con aeronaves de la Fuerza Aérea de Rusia. Según denuncia la OTAN, muchas aeronaves rusas no informan de su rumbo o no activan el transpondedor para comunicarse. En su misión del pasado año, los cinco F-18 «Hornet» desplegados por España realizaron 18 actuaciones.

A estas misiones reales hay que sumar otras salidas de adiestramiento. Para garantizar la operatividad del contingente español el Ejército del Aire quiere desplazar un sexto caza este año a Lituania «sin que ello suponga un coste adicional», informan las mismas fuentes. El pasado año esta misión costó a España 48,7 millones de euros. La «Policía Aérea del Báltico» fue lanzada en 2004 con la entrada en la OTAN de Estonia, Letonia y Lituania, tres países que no cuentan con aviación de combat para reaccionar ante una hipotética intrusión en su espacio aéreo. Esta misión se dirige desde el Cuartel General del Componente Aéreo de la OTAN (Aircom), ubicado en la Base Aérea de Rammstein (Alemania).

La misión con cazas Eurofighter en Lituania completa la participación española en operaciones internacionales con la OTAN este año por tierra, mar y aire. A ella hay que sumar otras cinco: Letonia, con carros de combate Leopardo y 333 efectivos; Turquía, con misiles Patriot y 149 militares; Afganistán, donde se aumentará el contingente hasta 95 efectivos; en el Mediterráneo, con el mando por un mes de la operación naval «Sea Guardian» con la fragata Navarra (210 marinos); y la participación en las agrupaciones navales con fragatas o cazaminas.