Carlos Calvo jugará en el Cádiz CF hasta final de temporada, aunque firmará por dos más.
Carlos Calvo jugará en el Cádiz CF hasta final de temporada, aunque firmará por dos más.

CÁDIZ CF

Acuerdo total para el fichaje de Carlos Calvo

El mediapunta madrileño será la quinta incorporación del Cádiz CF en el mercado invernal; firma por esta temporada y dos más

Por  18:39 h.

Otro paso más, y este es el definitivo. Carlos Calvo jugará en el Cádiz CF en esta segunda vuelta y se convertirá en el quinto fichaje del equipo amarillo en este mercado invernal. Una operación que se comenzaba a fraguar desde el mismo noviembre, cuando el jugador dejó de contar para el técnico de la SD Huesca y Claudio entendió que había que reforzar la parcela atacante con futbolistas de peso y bagaje.

Dos meses después, el acuerdo es total entre las tres partes (Cádiz, Huesca y Granada). Sólo queda la firma para que la entidad de Carranza haga oficial la incorporación de Carlos Calvo. Hace una semana, Canal Amarillo ya adelantaba que su llegada sería inminente, y este mismo sábado el protagonista colgaba en su cuenta particular de Instagram una fotografía muy ilustrativa. “Preciosos colores para mejores destinos”, rotulaba debajo de sus nuevas botas de color amarillo y azul.

Manolo Vizcaíno reconocía el lunes en La Futbolería de Onda Luz que “el futbolista quiere jugar en el Cádiz CF y nosotros queremos que juegue aquí”, y ha sido este martes cuando se ha cerrado el pacto verbal, a falta de rúbrica. Firmará por lo que resta de temporada y dos más, prueba de la confianza depositada en el jugador. Y es que el madrileño también ha perdido parte de dinero al rescindir con Huesca y Granada, con la intención de volver a disfrutar del fútbol.

Calvo puede jugar en cualquiera de las tres mediapuntas de ataque. Ocuparía el espacio dejado por Hugo Rodríguez (Jandro relevó a Kike Márquez), pues puede actuar tanto por el centro como por las bandas. De reconocida trayectoria, se le recuerda por sus buenas actuaciones en el Granada y en el Xerez, el equipo con el que llegó a Primera División.

Tras una fallida etapa en el fútbol checo, este verano se preparó en Cádiz a las órdenes de Claudio Barragán, que lo conoce bien de una etapa anterior, al igual que Jorge Cordero. Su estado físico después de la falta de continuidad es la duda en un jugador de 30 años de contrastada calidad que también se defiende en el lanzamiento del balón parado.