Es noticia:
La Voz Kids

El pique entre Rosario y Orozco para llevarse a una concursante a su equipo

Los dos coaches querían tener a Laura en su equipo y finalmente fue Rosario la que se llevó a la prometedora aspirante

Los coaches de La Voz deben competir entre ellos para confeccionar su equipo
Los coaches de La Voz deben competir entre ellos para confeccionar su equipo - TELECINCO
Actualizado
Enviar noticia por correo electrónico

Este lunes tuvo lugar la cuarta entrega de audiciones a ciegas de uno de los programas más esperados de la temporada. La nueva edición de La Voz Kids 4 desembarcó en Telecinco con actuaciones repletas de talento, emociones y pequeñas artistas adorables que lograron emocionar a los coaches. Antonio Orozco, Rosario y Melendi no lo tuvieron nada fácil. El nivel de los aspirantes que se suben al escenario se incrementa semana a semana, por lo que los miembros del jurado han de sudar la gota gorda antes de tomar una decisión.

Entre los concursantes que dejaron con la boca abierta a los jueces del concurso en esta cuarta gala estuvieron Jeremal, un niño grancanario, y Ana que no pudo evitar emocionarse en directo cuando todos los coaches giraron su sillón y pujaron para tenerla en su equipo.

Con Jesús Vázquez como conductor del programa y la colaboración de Tania Llasera, la nueva entrega del talent show infatil contó con nuevos jóvenes candidatos que trataron de convencer a los coaches para sumarse a sus equipos. Para ello, interpretaron conocidos temas de artistas y grupos como Hurt de Johnny Cash o Starving, la canción interpretada por la actriz y cantante estadounidense Hailee Steinfeld, junto al dúo americano Grey.

De hecho, hubo dos participantes que se ganaron un hueco especial en el corazón de los coaches. Jeremal por elegir el tema Hurt y por conseguir que Rosario, Melendi y Orozco no puedan resistirse a su voz y quieran ficharle en su equipo. Y Ana, una joven viguesa de 13 años a quien la traicionaron los nervios y dejó de cantar cuando los coaches se giraron a la vez mientras interpreta Starving.

Tal grado de tensión alcanzó la gala que Antonio Orozco y Rosario, dos de los coaches, tuvieron un pequeño pique en su puja por llevarse a su equipo a concursantes. «Venga, que no me voy a dar más la vuelta, te voy a dejar alguno a ti», le dijo Rosario a Orozco después de que una aspirante decidiera irse con ella y no con él. El artista andaluz se lamentaba diciendo «otro para Rosario, para la próxima edición vengo yo solo aquí», y siguió, ya entre risas, «cómo me gusta pelearme con Rosario, lo que no me gusta es perder siempre».