Puigdemont se enroca en el referéndum de autodeterminación para pactar

Recibe a los candidatos de Junts per Catalunya. Puigdemont y su equipo, de lleno así en campaña....

Actualizado:

Recibe a los candidatos de Junts per Catalunya. Puigdemont y su equipo, de lleno así en campaña. Para dejar claro que pactar con Sánchez, no si no hay referéndum de autodeterminación. "¿Levantará o no el Estado español su bloqueo y decirá hacer política en lugar de represión?", se pregunta el expresidente catalán. Como poco matiza a los presos del procés, que se han decantado por un acuerdo postelectoral con el PSOE. Lo han hecho por carta, ya que no se les ha permitido hacer campaña en los recesos del juicio en el Supremo. Primero Oriol Junqueras, exorta a Esquerra, a los suyos. Que no marquen líneas rojas porque se pueden convertir en un cheque en blanco para un gobierno tripartito de extrema derecha, que entierre la posibilidad de impulsar una votación sobre la independencia. "Ganemos las elecciones a los carceleros", apuntaba en un mitin el candidato de ERC, Grabiel Rufián. Idea parecida la de sus rivales políticos entre rejas en La Vanguardia. Por el desbloqueo. Que si de ellos depende, apoyán un gobierno estable, del PSOE se entiende, siempre que el candidato no niegue el referéndum de autodeterminación como UNA de las opciones de solución. "Ya sabemos qué es lo que han elegido los golpistas. Quieren que sea Sánchez el que esté en La Moncloa", decía Santiago Abascal, candidato de Vox. "El Partido Socialista sólo es la guarnición del futuro Gobierno si logran sumar los más radicales", explicaba Pablo Casado, candidato del PP. "O un Gobierno Sánchez-Rivera, o teñimos el mapa de amarillo", sentenciaba Roger Torrent, presidente del Parlamento catalán. Tumbaron el Gobierno al no apoyar sus presupuestos, para, vuelta a la casilla de salida, plantearse el volverlo a respaldar.