Jaime Mayor Oreja
Jaime Mayor Oreja - INMA FLORES

Mayor Oreja: «El 11-M es un atentado deliberado para cambiar el rumbo de España»

El exministro del Interior asegura que la sociedad vive en un mundo dominado por el «relativismo» y la «mentira»

MadridActualizado:

«Hay un nuevo orden mundial surgido de la nada y del relativismo». Así ha descrito el exministro del Interior Jaime Mayor Oreja la actual crisis que viven las sociedades, «que no es ni económica ni financiera, sino moral». Haciendo referencia a las «sociedades líquidas» sobre las que teorizó el sociólogo Zygmunt Bauman, Mayor Oreja ha asegurado que el principal «mal que sufren» es que «la mentira fluye aceleradamente por ellas», teniendo en cuenta que una mentira «constituye un paso más hacia la evaporación de nuestra familia y nuestra sociedad».

Por eso, el exministro ha defendido en el marco de la conferencia «El fortalecimiento de la verdad», organizada este martes por las fundaciones Valores y Sociedad, que él mismo preside, y Villacisneros, que «lo más urgente es buscar la verdad, decir la verdad, sufrir por decir la verdad si es necesario» y eso, ha asegurado, puede conllevar hacerlo «desde la fortaleza de la soledad».

En este sentido, Mayor Oreja ha puesto algunos ejemplos de lo que considera «mentiras» que se han anclado en la sociedad española. Así, sobre los atentados terroristas del 11-M ha declarado que no se trata de una «acción islamista como cualquier otra», sino que fue «un atentado deliberado para cambiar el rumbo de España». «El objetivo y la razón de aquel atentado era inequívocamente cambiar el rumbo de España. Y por ello, nada tiene que ver con otros atentados yihadistas producidos en distintas ciudades europeas posteriormente», ha insistido el exministro.

«El resultado electoral fue nítidamente afectado por ese suceso y por el uso político y mediático que de él se hizo en los días siguientes, que pretendió y logró en buena medida hacer pasar por falsario a quien decía la verdad y hacer pasar por defensores de la verdad a quienes la ignoraron y la ultrajaron sin el menor pudor», ha defendido Mayor Oreja, que también ha denunciado la existencia de una «losa del silencio que nos obliga a convivir con la mentira en una cuestión trascendental en la historia reciente de España».

El exministro también ha analizado algunos de los temas que se han instalado en el imaginario colectivo de la sociedad española, pero que son «mentiras», como la concepción de ETA. Para Mayor Oreja, ETA «no es solo una organización terrorista, sino un proyecto de ruptura de España». «Nació para destruir España, no para acabar con el franquismo», ha defendido.

Los que quieren romper España

La otra concepción que ha invalidado el exministro es la de nacionalismo. «No hay un movimiento vasco y otro catalán. Solo hay un movimiento nacionalista, fruto de los complejos de inferioridad del conjunto de los españoles». En este sentido, Mayor Oreja ha argumentado que «lo que cambia es la vanguardia y la retaguardia. ETA fue la vanguardia hasta que fue consciente de la debilidad de su posición y dejó el testigo en manos del Plan Ibarretxe. «Juntos por el sí» viene a ser la fórmula que encontró el nacionalismo catalán para recoger este testigo del conjunto del movimiento nacionalista», ha explicado.

Por todo ello, para combatir ese relativismo «cuyos frutos son el extremismo y el populismo», el exministro ha sostenido que «el necesario fortalecimiento de España pasa por trabajar y sufrir en la búsqueda y fortalecimiento de la verdad».

«En el País Vasco no existe el Estado»

A la conferencia también ha acudido el ensayista Jon Juaristi, que ha defendido que el objetivo del nacionalismo vasco «se ha cumplido» y no es la independencia de España, sino «la desaparición del Estado en el País Vasco». «Los objetivos de PNV y ETA coincidían en este horizonte de la desaparición del Estado en el País Vasco», ha insistido Juaristi.