Llamazares, en la rueda de prensa de esta mañana
Llamazares, en la rueda de prensa de esta mañana - EFE

Llamazares dice que Vox es el «Ku klux klan español»

El político llevará a la Fiscalía un dossier para que investigue al partido de Abascal y valore si es antidemocrático

MadridActualizado:

El candidato a la Presidencia del Gobierno por Actúa, Gaspar Llamazares, ha señalado este viernes que Vox, «el Ku Klux Klan español», es una «pistola en la cabeza de la democracia», y ha urgido a que ésta ejerza su «legítimo derecho a la defensa», por lo que su formación presentará en breve un dossier a la Fiscalía General del Estado para que investigue a este partido «antidemocrático».

En una rueda de prensa, el que fuera coordinador de IU, ha calificado al partido de Abascal de «neonazi» y le ha acusado de negar el Holocausto, de ensañarse y calumniar a las víctimas del franquismo y proponer relatos de odio contra las minorías. «Señala a personas pidiendo sus expedientes tanto en la función pública como en hospitales, y le dice a los ciudadanos arréglalo tú y hazlo con un arma», añade.

Por todo esto, Llamazares indica que Vox está al margen de la democracia y por eso se ven en la obligación de instar a la Fiscalía. Además, adelanta que cuando Actúa llegue a las instituciones tras el 28 de abril, promoverán una ley de defensa de la democracia, que la defienda de «esas fuerzas paramilitares que quieren convertir a España en un cuartel».

«La fiscalía debe valorar si están dentro de la ley de partidos. La justicia tienen que decidirlo», ha explicado, para añadir que en los próximos días reunirán la documentación necesaria para presentarla en fiscalía. Sobre la renuncia del historiador Fernando Paz, cabeza de lista de Vox por Albacete, Llamazares señala que se debe a que el partido de Abascal «ha notado la critica publica» recibida por llevar a un «negacionista del Holocausto», y han comprobado las consecuencias para la financiación del partido».

No obstante, recuerda que Vox tiene un problema global con el ensañamiento de las víctimas y con poner al frente de sus listas «a militares franquistas». Además apunta que en el expediente que trasladará a fiscalía quedará patente la vinculación de este partido «con la extrema derecha violenta europea».