Las «fake news» la base de la trama del secesionismo

Debido a Internet, este tipo de noticias manipuladas viajan cada vez más rápido, llegando a más gente

Actualizado:

La presidenta de Estonia, Kerti Kaljulaid, ha apoyado una campaña a favor de los presos políticos; en Barcelona se instalará la sede mundial de Facebook para combatir las «fake news»; la revista «Times» ilustró su portada con una imagen de la plaza de San Jaime de Barcelona bajo el título: «la revolución de los paraguas»; existe una República Catalana, al menos en Waterloo (Bélgica); la Comisión Europea y la Unión Europea han concluido que la Justicia española es la peor de Europa...

Estas son algunas de las muchas noticias manipuladas que se pueden encontrar en Internet. Los líderes políticos, asesores de los mismos, medios de comunicación y personajes públicos, todos independentistas, son los encargados de propagarlas por las redes. El nacionalismo catalán moderno basa su estrategia en la tergiversación de la realidad y el control de su explicación.