Suso, futbolista del AC Milan.
Suso, futbolista del AC Milan.

CÁDIZ CF

El Milan, liderado por Suso, campeón de la Supercopa de Italia

El gaditano asistió a Bonaventura en el gol del empate ante la Juventus y no falló en la decisiva tanda de penaltis

Por  20:23 h.

El Milan se ha proclamado campeón de la Supercopa de Italia. Lo ha logrado al vencer a la Juventus en Catar en la tanda de penaltis, tras el 1-1 con el que acabó el encuentro y la prórroga, y con Suso en estado de gracia, liderando al vencedor.

El jugador formado en las categorías inferiores del Cádiz CF (y que en los próximos días disfrutará de sus vacaciones en tierras gaditanas e incluso disputará el ‘Champions For Life‘ en Sevilla) pide a gritos una oportunidad en la selección española con su excelente momento de forma. En Catar fue otro ejemplo.

Y eso que no comenzaron bien la cosas para el Milan, ya que Chiellini adelantó a la Juve antes de los 20 minutos. El ímpetu ‘bianconero’ durante los primeros minutos daba su resultado. Pero fue entonces cuando el gaditano Suso empezó a aparecer en el partido. El Milan necesitaba la participación del excadista y ahí estaba Suso para ser determinante en la jugada del empate. Estaba siendo el más peligroso de su equipo y lo demostró con creces. Transcurría el minuto 37 cuando colocó un centro medido desde la derecha y su compañero Bonaventura se encargaba de batir a Buffon con un testarazo. 1-1 y a los vestuarios. La Supercopa estaba igualadísima.

En la segunda parte Suso insistió y fue un auténtico quebradero de cabeza para la zaga de la Juventus. Sin ir más lejos, otro de sus centros fue rematado por Romagnoli, que estrelló el esférico en el travesaño cuando Buffon ya estaba prácticamente batido.
Casi al final de los 90 minutos, dos nuevos centros del excadista fueron rematados por Bacca. El primero de ellos fue salvado por Buffon con una de sus grandes intervenciones. El segundo se marchó alto.

Así se llegó a la prórroga para poder conocer al campeón de la Supercopa de Italia. Sin embargo, fueron los penaltis los que decidieron el nombre del nuevo campeón de la Supercopa de Italia. Suso no falló en su lanzamiento, Dybala no pudo con Donnarumma y el Milan se proclamó campeón con el gol de Pasalic.