Fali liderará la defensa una semana más.
Fali liderará la defensa una semana más.

Cádiz CF

Rayo-Cádiz CF (Previa) La antítesis del fútbol en Vallecas

Cervera y Paco Jémez miden sus métodos en un partido en el que ¡el Cádiz CF podría dejar a 18 puntos al Rayo!

Por  12:00 h.
Rayo Vallecano
0
Cádiz
0
Rayo Vallecano: Dimitrievski, Advíncula, Saveljich, Catena, Saúl García, Comesaña, Pozo, Trejo, Embarba,, Álvaro García y Andrés Martín.
Cádiz CF: Cifuentes, Iza, Marcos Mauro, Fali, Espino, José Mari, Sergio González, Jurado, Salvi, Álex Fernández y Lozano.
Árbitro: Javier Iglesias Villanueva, gallego.
Partido correspondiente a la 15 jornada de Liga.
Municipal de Vallecas. 21.00 horas.

Hermandad en la grada y la antítesis en el verde. Así se pinta la previa de un encuentro descafeinado por las puñeteras elecciones generales, que ni dejará ver el partido en condiciones como tampoco han respetado la fiesta de un barrio que cada vez que llega el Cádiz CF se pone de fiesta para recibir a los gaditanos, que entre el horario y el día y los mencionados comicios no se desplazarán en masa a la capital este año. Sí que estarán, por supuesto, muchos gaditanos expatriados en Madrid.

Al margen de la grada, que importa lo suyo, queda sobre el papel el enésimo encuentro en el que muchos observadores del fútbol se sentarán para ver qué sucede. Los motivos son los mismos que otros que terminaron con el mismo final. Es decir, un Cádiz CF inexpugnable para equipos que hacen de la posesión de la pelota y el control del partido su razón de ser.
Sin embargo, hoy en Vallecas se sentarán en los banquillos dos exponentes de cada forma de entender el fútbol. Por un lado, el conservador método de Álvaro Cervera, y por el otro el suicida planteamiento de Paco Jémez, al que con tal de su equipo juegue sin complejos y bajo los criterios de un fútbol alegre y ofensivo hay veces, demasiadas, que hasta se olvida de su portería en plan ‘kamikaze’.

No hace falta descubrir que a Paco Jémez poco le importa lo que pueda haber pasado hasta este momento, más si cabe jugando como local. Y lo que ha pasado no es otra cosa que entrenadores de su perfil (Pepe Mel, Unzúe, Míchel o Víctor Fernández) han ido cayendo, uno por uno, en las redes lanzadas por un Cervera que sigue frotándose las manos cada vez que ve a un equipo apoderándose del balón desde el comienzo del partido. Y esto, con toda seguridad, volverá a ocurrir hoy en Vallecas, un estadio que, eso sí, no es muy propicio para el bando amarillo. Sin ir más lejos, fue en Vallecas, hace ya tres campañas, donde el Cádiz CF de Cervera recibió un severo rapapolvo en forma de 3-0 que incluso llegó a hacerse tambalear la figura de un entrenador entonces sostenido por Juan Carlos Cordero.

De eso ha pasado mucho, y aunque el Rayo se trata de un equipo recién descendido y con potencial para ascender a las primeras de cambio, hoy por hoy, es el Cádiz CF el que llega a Vallecas como líder indiscutible y lo que es más importante, con una distancia respecto al conjunto rayista de quince puntos que podrían ser unos 18 ya insalvables en el caso de que los amarillos se vuelvan a casa con el motín de un nuevo triunfo. Ahí es nada ‘tiki taka’.

Para este encuentro Cervera llega con un rosario de lesiones en su centro del campo. Edu Ramos, brillante ante el Sporting, se lesionaba a mediados de semana y el técnico del Cádiz CF se quedaba con José Mari como único jugador al cien por cien puesto que Garrido no se considera aún que esté para un partido entero. No obstante, a Cervera no le temblará el pulso para alinear en su once a Sergio González, un canterano que ya sabe lo que es jugar encuentros importantes como titular. Sin ir más lejos, en la temporada pasada el Cádiz CF se imponía 0-3 en Las Palmas (hat trick de Machís) con Sergio titular formando parte del doble pivote.

No será la única novedad. Y es que en la banda izquierda puede que aparezca por primera vez en el once Jurado, que sustituiría al lesionado Perea. No es descartable que sea Alejo el que salga de inicio, pero esta bala puede que prefiera guardársela Cervera para un segundo tiempo en el que los de Paco Jémez activen el ‘plan kamikaze’ en busca de la victoria.