Cádiz CF

Juan Cala: «Con 70 puntos se puede subir por eso tenemos que ganar ya»

El sevillano se deja de excusas y afirma que el Cádiz CF tiene que ganar partidos y olvidarse de los rivales

Por  13:34 h.

Cala es un recién llegado a este vestuario como quien dice pero su voz es una de las más escuchadas. El sevillano lleva dos partidos sin jugar tras sentir unas molestias de lo más inoportunas en el partido en El Alcoraz ante el Huesca y trabaja duro, pero con cautela, para tratar de ponerse cuanto antes a las órdenes de un entrenador que lo necesita en su retaguardia como el comer. Pero no es que Marcos Mauro ni Fali lo estén haciendo mal, para nada, el caso es que futbolistas de la jerarquía de Cala son insustituibles cuando la Liga llega a unos momentos en los que la experiencia son un grado. Y de eso, el sevillano sabe tela.

Desde el tendido, Cala ha sufrido con su equipo, al que ve querer pero no poder. El central es el primero en saber que el Cádiz CF necesita cuanto antes una victoria que le dé no solo tres puntos, sino la confianza suficiente para dejar de mirar a otros campos, donde hoy por hoy, parece estar jugando mejor. Por eso mismo, bien sea en una conferencia de prensa como la de este jueves o a través de las redes sociales, el de Lebrija no ha dudado en señalar el camino, que no es otro que el de la victoria.

“Hay que empezar a puntuar de tres en tres porque si queremos conseguir el objetivo hay que ganar dos o tres partidos, pero lo tenemos en nuestra mano”, comenzó diciendo después del entrenamiento previo al encuentro de este sábado en Carranza ante el Oviedo.

“Lo tenemos al alcance en un momento de la temporada que lo tenemos cerca pero para ello hay que ganar partidos, no podemos conformarnos con los empates”, insistía Cala, que es el primer consciente en que este ritmo de tortuga al que va el Cádiz CF no da ni por asomo para ascender de manera directa a Primera División.

Y es que el Cádiz CF no para de pifiarla jornada tras jornada llevando a sus aficionados a un agotamiento mental que conduce no solo a vivir y sufrir con cada partido del equipo de Cervera, sino que también se estire la semana entera viendo qué hacen Almería, Zaragoza o Huesca. Es por eso que Cala tenga claro lo que hay que hacer. “Cuando estás en esta situación lo miras un poco todo pero principalmente tenemos que mirarnos a nosotros porque tenemos una meta de puntos que va cambiando conforme avanza la temporada”.

Como todos, Cala también echa mano de la calculadora. Sus números se aproximan a los siguientes. “Parece que con 70 puntos puedes subir; eso nos dice que quedan 15 posibles y para alcanzar esa cifra tenemos que sumar siete puntos por lo menos. Si miramos los puntos que hemos logrado nos da mucha confianza pero sería una oportunidad histórica si la perdemos. Hay que volver a ganar, volver a mantener la portería a cero y tener en Carranza nuestro fortín”.

Desde el club se ha removido por las redes una campaña de unidad entre los aficionados, esos mismos que no pueden acudir al estadio en un final de Liga de lo más extraño. Más allá de esa incongruencia, Cala se une a esa iniciativa. “Hay que dejar de lado egos de quien juega y quien sale, es el momento de apoyar y unir, aprovechar los minutos que nos dé el entrenador”, dice.

El partido ante el Oviedo, «una final»

Este sábado espera en Carranza el Oviedo, un club histórico que se juega el descenso. No será nada sencillo pese a lo que pueda decir la clasificación. “Lo del Oviedo es una auténtica final en la que tenemos que estar tres puntos más cerca del objetivo. Este tramo final de competición no es parecido a otros porque con público la cosa sería totalmente distinta”.

Y es que todos los equipos pueden decir lo mismo. Que se lo pregunten al Zaragoza, que ha sumado tres derrotas caseras por tres victorias a domicilio. Una cosa de locos. “Notamos mucho la falta de público en Carranza, igual que el Zaragoza. Somos dos equipos que estamos perdiendo muchos puntos en casa. Hay que alejar fantasmas y dar un paso adelante”, acierta a decir Cala.

El defensa prevé un encuentro complicado y en el que ambos entrenadores tendrán mucho que decir. Así presagia el partido el goleador ante el Numancia, último rival al que el Cádiz CF le mangó los tres puntos. “El Oviedo vendrá a hacer un partido largo e intentar mantener la portería a cero. Querrá aprovecharse de nuestro posible nerviosismo por ganar. Tenemos que centrarnos en todo lo que hemos logrado hasta ahora. El equipo está confiando que vamos a dar un paso adelante el sábado y todos vamos a empujar y estoy convencido que vamos a acabar con más puntos de los que tenemos ahora el próximo sábado”.

Precavido para no lesionarse

Cala es una persona cabal, pero que no se calla una. No ha dicho nada su presidente, quizás lo ha llegado a sugerir su entrenador, pero él lo dice más claro que nadie y alza ligeramente la voz con un dato que tiene a muchos cadistas moscas, el tema del descanso entre partido y partido en esta montaña rusa de final de Liga. “Somos de los pocos equipos que hemos jugado cinco partidos cada tres días; me parece una auténtica barbaridad. Es imposible recuperarte. Quizás lo importante es el control mental, nos estamos jugando mucho. Para preparar un partido en una temporada normal hay que tener controladas muchas cosas”, argumenta no sin enfado.

Como uno de los futbolistas con más peso dentro del equipo, no duda en aconsejar a sus compañeros instándole a pensar de una manera global. Y se pone como ejemplo. “Es el momento de ser inteligente. No se puede ser egoísta, hay que ser inteligente y el que no pueda que dé el paso al compañero. En Huesca tomé la decisión de que entrara un compañero por mi para no perderme más partidos. La decisión fue acertada porque he estado menos tiempo de baja y si el míster lo desea el sábado podré estar en el campo para poder ayudar”