Primer encuentro tras la llegada de Colón al Nuevo Mundo
Primer encuentro tras la llegada de Colón al Nuevo Mundo - Library of Congress

Los taínos, los indígenas que se encontró Colón, tienen descendientes vivos

El genoma de una mujer que vivió hace mil años en las Bahamas evidencia que este pueblo aún persiste

MadridActualizado:

Los taínos fueron el primer pueblo indígena con el que Colón contactó tras la llegada al Nuevo Mundo. Entonces habitaban buena parte del Caribe, desde lo que hoy son las Bahamas a Cuba, Jamaica, la Española o Puerto Rico. Sin embargo, se trata de una de las culturas más desconocidas de la América precolombina, prácticamente olvidada frente a la fama de otras más populares, hasta el punto de que incluso se la ha considerado «extinta». Ahora, un equipo internacional de investigadores ha proporcionado la primera evidencia genética clara de que lejos de desaparecer, los taínos aún están entre nosotros. Aquellos que vivieron asombrados (y aterrorizados) la llegada de los colonizadores tienen descendientes vivos.

La clave ha sido el hallazgo de un diente de una mujer de hace mil años encontrado en una una cueva en la isla de Eleuthera en las Bahamas, que ha permitido secuenciar el primer genoma humano completo del Caribe. La mujer vivió en algún momento entre los siglos VIII y X, al menos 500 años antes de que Colón tocara tierra.

Aunque las comunidades indígenas caribeñas se basaban en las islas, los investigadores encontraron muy poca evidencia genómica de aislamiento o endogamia en el genoma antiguo. Esto refuerza la idea de que las primeras comunidades humanas desarrollaron redes sociales sorprendentemente extensas, mucho antes de que el término tuviera connotaciones digitales.

Para la profesora Corinne Hofman de la Universidad de Leiden, «la evidencia arqueológica siempre ha sugerido que un gran número de personas que se asentaron en el Caribe se originaron en América del Sur, y que mantuvieron redes sociales que se extendieron mucho más allá de la escala local. Ha sido difícil respaldar esto con ADN antiguo debido a la mala conservación, pero este estudio demuestra que es posible obtener genomas antiguos del Caribe y eso abre nuevas y fascinantes posibilidades para la investigación».