Investidura de Irene García en junio de 2015 como presidenta de la Diputación de Cádiz
Investidura de Irene García en junio de 2015 como presidenta de la Diputación de Cádiz - FRANCIS JIMÉNEZ
GOBIERNO PROVINCIAL

La socialista Irene García allana el camino para presidir la Diputación

La secretaria provincial del PSOE y concejal de Sanlúcar cuenta, de momento, con más de la mitad de los apoyos en su partido para ocupar el sillón presidencial

La Ejecutiva Provincial desvelará este martes el nombre de los diputados y la candidatura a la presidencia

CÁDIZActualizado:

El Gobierno de la Diputación provincial de Cádiz es el último eslabón que resta de la cadena política tras la constitución de los ayuntamientos el pasado sábado. El resultado electoral de las municipales del 26-M permite al PSOE seguir al frente de la Diputación cuatro años más, pero tendrá que buscar un apoyo para garantizar la estabilidad.

El PSOE fue la fuerza más votada en la provincia con 168.019 votos, el 31,1% de respaldo, y 285 concejales. Este resultado le ha permitido un saldo de 14 alcaldías con mayoría absoluta en la provincia y otras ocho ganadas con pactos, coaliciones y gobiernos en minoría. En total 22 ayuntamientos, de los 45 que integran el mapa gaditano, estarán gestionados por alcaldes socialistas. Este rédito electoral le ha permitido al PSOE 14 diputados provinciales de los 31 que integran el Salón de Plenos de la antigua Aduana. La fecha del Pleno de investidura aún no se ha fijado, pero será entre el 22 y el 28 de este mes.

Cabe ahora preguntarse, por un lado, quién estará al frente de ese Gobierno y, por otro, qué alianza tejerá el PSOE para poder sumar el apoyo de otros dos diputados de la oposición para gobernar con mayoría.

A la primera de las cuestiones ya se puede advertir que la persona con mayores posibilidades para presidir la Diputación es la socialista Irene García, actual secretaria provincial del partido y concejal de Ayuntamiento de Sanlúcar. García asumió la presidencia de la Diputación de forma transitoria en julio de 2012 tras la salida de Francisco González Cabaña a Madrid como diputado. Las elecciones municipales de mayo de 2015 la situaron de manera sólida y oficial en la presidencia del Gobierno provincial y, ahora, opta de nuevo a este cargo tras contar con el apoyo de más de la mitad de los nueve partidos judiciales de la provincia que reparten el poder territorial. A simple vista parece una situación lógica, pero no está siendo fácil la cuadratura de este círculo.

Otros candidatos

A Irene García le han salido varios contrincantes en este viaje dentro de su propio partido que, pese a no mostrar en público su intención de pujar por la presidencia de la Diputación, sí que lo han hecho de forma velada. Este es el caso del actual alcalde de Chiclana, el histórico socialista José María Román o el regidor de Villaluenga del Rosario, Alfonso Moscoso. Precisamente esta tarde, la reunión de la ejecutiva provincial del partido resolverá algunas incógnitas y la duda quedará totalmente despejada este martes tras la reunión del Comité Provincial del PSOE, de donde saldrá el nombre de los 14 diputados y la candidatura de la presidencia de Diputación.

Este escenario ha tenido una importante trastienda. No hay que olvidar que la dirección federal del partido en Ferraz anunció hace varias semanas su intención de pilotar los nombramientos de sus presidentes y equipos en las respectivas diputaciones donde gobiernen. Esta decisión, marcada por el secretario de Organización del PSOE, el actual ministro de Fomento, José Luis Ábalos, puso en su momento en guardia al PSOE gaditano, ya que esta medida torpedeaba, en cierto modo, la carrera de Irene García hacia la presidencia de la Diputación gaditana.

Todo apunta a que Ferraz no intervendrá en el proceso de composición de las diputaciones

No hay que olvidar que García forma parte del núcleo 'susanista' andaluz y la intención de Ferraz no es otra que abrir paso en las instituciones a equipos del sector 'sanchista'. Sin embargo, el fracaso electoral de Fran González como candidato del PSOE a la Alcaldía de Cádiz ha rebajado las pretensiones de Ferraz con la Diputación gaditana. González era el 'sanchista' elegido para ocupar el sillón presidencial, sin embargo, su resultado electoral el 26-M ha privado al partido judicial de Cádiz de contar con un diputado del PSOE. Fran González dimitió la pasada semana y entregó su acta de concejal.

La salida de Fran González ha allanado el camino a Irene García para coronarse nuevamente como presidenta de la Diputación, pero también lo ha facilitado la decisión de Ferraz de no intervenir en los procesos de constitución de las diputaciones. El 'aparato' del partido está más centrado ahora en buscar pactos de Gobierno y lograr la investidura de Pedro Sánchez.

No obstante, el histórico socialista José María Román medita aún si da o no el paso al frente para pujar por la presidencia de Diputación. De momento, sus apoyos se circunscriben a los partidos judiciales de Jerez y Chiclana.

Aún no está fijada la fecha del pleno de investidura, pero tendrá lugar entre el 22 y 28 de junio

En cuanto a la composición del nuevo Gobierno de la Diputación de Cádiz cabe destacar que el PSOE tiene 14 diputados, es decir, le harían falta dos más para garantizar la estabilidad. En junio de 2015, Irene García buscó la muletilla de los andalucistas para poder gobernar con mayoría absoluta. Solo necesitó entonces un voto. Por ello le dio la segunda vicepresidencia de la Diputación a la andalucista Maribel Peinado. Toca ahora buscar un nuevo aliado. LA VOZ ha podido saber que el PSOE negociará con el nuevo alcalde de la Línea, Juan Franco, de La Línea 100x100, este apoyo, ya que cuenta con dos diputados provinciales.

Irene García, salvo imposición de última hora de Madrid, tiene todas las papeletas para gobernar la Diputación otros cauto años más y todo apunta a que se mantendrán como diputados Juan Carlos Ruiz Boix, Encarnación Niño, Jaime Armario y Ana Carrera. No se descarta que el exalcalde de El Puerto, David de la Encina, ocupe una silla en el Salón de Plenos de la Diputación tras quedar en la oposición como concejal en su municipio.