El misterio de los «huevos» del acantilado de Chan Da Ya

En un acantilado del monte chino de Gandeng crecen piedras redondeadas que terminan cayendo al suelo

Actualizado:

En la provincia china de Guizhou existe una ladera rocosa que quita el sueño a geólogos de todo el mundo que tras muchos años de estudios no dan con una explicación científica completa a la llamada Chan Da Ya, que traducido sería algo así como «acantilado que pone huevos». Lo cierto es que cada 30 años en este lugar del monte Gandeng, de unos tres metros de alto y veinte de largo, «crecen» piedras ovaladas que terminan cayendo al suelo cual huevos tras ser incubados.

El fenómeno de la «puesta de huevos» se considera único, por lo que los científicos llevan décadas estudiando el fenómeno «in situ». Las numerosas pruebas dieron como resultado una respuesta a la formación de piedras sobre la ladera pero no al por qué de sus formas redondeadas. El caso es que mientras la mayor parte del monte Gandeng es de sedimentos más duros, esta sección está hecha sobre todo de roca calcárea que se erosiona fácilmente. Los huevos están hechos de roca mucho más dura, por lo que la diferencia en el tiempo necesario para que los elementos pasen por los diferentes tipos de roca explica el fenómeno de puesta de huevos.

Sin embargo, nadie ha sido capaz de explicar cómo una sección calcárea que se formó hace 500 millones de años aún hoy sigue transformándose y mucho menos por qué las piedras son todas redondas u ovales.

Un lugar de culto

Para los habitantes de la aldea de Gulu, de unas 150 familias, Chan Da Ya es mucho más que un enclave turístico. Durante generaciones el acantilado era un lugar de culto hasta donde se desplazaban para tocar estas «formaciones de Dios» y atraer la buena suerte. Muchas familias conservaban en sus viviendas huevos de Chan Da Ya sin embargo, en los últimos años, el lugar se ha vuelto tan popular que la mayoría de las piedras se han ido vendiendo y las nuevas que están listas para caer son a menudo robados por los cazadores de tesoros.