En el Hospital Sant Joan de Reus se han detectado, por el momento, 35 casos
En el Hospital Sant Joan de Reus se han detectado, por el momento, 35 casos - S. J. R.

Siete brotes de sarna y 59 afectados este mes en Cataluña

Salud investigará si la infección con más casos se notificó con corrección

BarcelonaActualizado:

En menos de un mes, se han notificado en Cataluña siete brotes de sarna–el último, que trascendió este jueves, en el Hospital Moissès Broggi de Sant Joan Despí (Barcelona)– que han afectado a un total de 59 personas; casi una tercera parte de los que se declararon durante todo el año 2017, que se cerró con 29 brotes y 198 infectados. El secretario de la Agencia de Salud Pública de Cataluña, Joan Guix, dio este jueves a conocer las cifras y atribuyó el auge de infecciones a que «el circuito de declaración de enfermedades infecciosas ha funcionado mejor».

Dos de los siete brotes declarados en lo que llevamos de 2018 se han producido en hospitales -el más importante, con 35 casos, en el Sant Joan de Reus (Tarragona) y otro, con cuatro casos, en el Broggi-. Los otros cinco brotes se registraron en tres residencias de ancianos, con 3, 4 y 5 casos, respectivamente; en cuatro miembros de una familia, y en la escuela Montoliu, de la Riera de Gaià (Tarragona), con cuatro niños afectados.

El brote del hospital Sant Joan, de Reus, es el más importante detectado y declarado en Cataluña hasta ahora, si bien el año 2012 se produjo otro, con 26 profesionales afectados, en otro centro sanitario. Guix recordó a los medios que la sarna es una enfermedad infecciosa leve que no es de declaración obligatoria, a no ser que el número de casos sea elevado como en el caso del centro sanitario de Reus.

Siete días sin declararlo

El sindicato CC. OO ha acusado al hospital de no actuar «con la diligencia necesaria» para «evitar el crecimiento exponencial de los casos». La central considera que el brote comenzó el 11 de enero, cuando varios trabajadores del hospital acudieron al comité de salud laboral con la sospecha de que tenían sarna, aunque el diagnóstico definitivo se hizo el 17 de enero, cuando el centro informó al departamento de Salud y comenzaron los tratamientos pertinentes. Según fuentes hospitalarias, el personal sanitario se contagio a través de las batas.

Ante la acusación sindical, la Agencia de Salud Pública de Cataluña anunció ayer que investigará el posible desfase denunciado entre la aparición e identificación del brote de sarna del Hospital de Reus y su declaración ante las autoridades sanitarias, que no debería superar las doce horas de diferencia. Entre los años 2010 y 2017, se han detectado en Cataluña 115 brotes de sarna, con 947 personas afectadas, mayoritariamente en residencias geriátricas.