El proceso independentista provoca rumiación

Si no para de dar vueltas y más vueltas a lo mismo. Si la incertidumbre política le angustia. Si...

Actualizado:

Si no para de dar vueltas y más vueltas a lo mismo. Si la incertidumbre política le angustia. Si no se quita de la cabeza las mismas imágenes padece rumiación. "Son los pensamientos que tenemos habitualmente negativos, nocivos sobre un tema y que no podemos eliminar", explica José Elías Fernández, psicólogo sanitario. La Consejería de Salud catalana asegura que estos días han aumentado las consultas al psicólogo. Un estrés, un sinvivir que ha contagiado al resto de España. Una obsesión que llega a agotar. Atentos a cómo salir de este círculo vicioso: "aprender a relajarnos, no hablar tanto del tema, recurrir a hobbies y utilizar el sentido del humor para relativizar las cosas que están sucediendo", aconseja Fernández. Pues lo dejamos aquí para no seguir saturando.