Política

Rita Barberá, a solas con su principal enemigo

La senadora comparte desde este martes grupo con Compromís, el partido que propició su salida de la Alcaldía de Valencia tras veinticuatro años

Imagen de Barberá tomada este martes en el Senado
Imagen de Barberá tomada este martes en el Senado - EFE

Rita Barberá debuta este martes como senadora del grupo mixto y lo hace en el mismo banco que ocupa Compromís, la formación que propició su salida de la Alcaldía de Valencia tras veinticuatro años.

La exacaldesa de la capital del Turia se dio de baja como militante del PP tras cuarenta años (su número de carnet era el tres) y abandonó el grupo popular después de que el Tribunal Supremo decidiera abrirle una causa por presunto blanqueo de capitales.

Barberá será viceportavoz del Grupo Mixto en la Comisión de Incompatibilidades del Senado, un puesto que ocupaba Carles Mulet (Compromís) y que le permitirá tener una asignación mensual total de 5.333 euros.

El Pleno de la Cámara debatirá una moción del PSOE para suprimir los aforamientos de los diputados, senadores y parlamentarios autonómicos.

Si acude a la cita, Barberá compartirá grupo con la formación que fue su principal rival político en los últimos años de su carrera municipalista. Compromís se convirtió en la «pesadilla» para Barberá en la campaña de las elecciones locales de 2015, que estuvo marcada por unos altercados que la que fuera candidata del PP a la Alcaldía de Valencia atribuyó a la formación nacionalista. En aquellos comicios, Barberá no logró revalidar la mayoría absoluta y la vara de mando pasó a manos de Joan Ribó, el líder de Compromís en la capital del Turia.

Ahora, Barberá deberá compartir bancada con el senador de Compromís, Carles Mulet, a la sazón portavoz adjunto del Grupo Mixto. La exalcaldesa de Valencia tendrá también como compañeros a los parlamentarios del Partit Demócrata català (la antigua Convergencia). Una formación con la que también protagonizó severos encontronazos. Barberá, de hecho, acusó al expresidente de la Generalitat de CataluñaArtur Mas de intentar extender el proceso separatista a la Comunidad Valenciana.

Ahora, tanto Compromís como el PDC rechazan que Barberá siga representando territorialmente a la Comunidad Valenciana mientras Ciudadanos la acepta como un miembro más de la Cámara Alta.

Ni lso nacionalistas valencianos ni los separatistascatalanes quieren que les represente bajo ningún concepto, lo que podría ocurrir si el funcionamiento del mixto se rige por las mismas normas que ha tenido hasta ahora y que fueron ratificadas al principio de la legislatura.

Está pendiente también su posible cese temporal mientras se la investiga, a propuesta de Ciudadanos y PSOE.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios