Joan Carles Valero - Letras expectativas

La sonrisa de España Joan Carles Valero

El sector de gran consumo y su campaña «La alimentación no tiene desperdicio», es un ejemplo de las mejores prácticas en el campo de la RSC

- Actualizado: Guardado en: Cataluña

LA responsabilidad social de las compañías (RSC) se extiende más allá de la creación de empleo, del reparto de riqueza y de la fabricación y distribución sostenible de productos que cubran las necesidades de la gente. La RSC nació en los departamentos de marketing como escaparate de las bondades de las empresas, pero solo aquellas que aspiran a ser las mejores del mundo y para el mundo han abandonado las prácticas meramente publicitarias para centrarse en objetivos de mayor calado. El sector de gran consumo y su campaña «La alimentación no tiene desperdicio», es un ejemplo de las mejores prácticas en el campo de la RSC.

Impulsada por AECOC, asociación empresarial única en la que la industria y la distribución trabajan en colaboración, la campaña ha logrado en los dos últimos años que las 300 empresas fabricantes y distribuidoras del sector de gran consumo que la apoyan hayan incrementado del 27% al 32% la cantidad total de productos aptos para el consumo humano que, tras no ser comercializados, han donado a entidades benéficas.

Pero la parte del león del desperdicio en España se produce en los hogares, ya que un total de 2,9 millones de toneladas de alimentos acaban cada año en la basura. Con el objetivo de sensibilizar a la población para que los reutilice, hasta el próximo viernes se puede participar en un concurso de ideas contra el desperdicio alimentario. En la pasada edición, ganó la de incluir recetas de reaprovechamiento de alimentos en los tickets de compra de los supermercados para contribuir a dar una salida a los excedentes de la comida. La lluvia de ideas se concentra en la página de Facebook «Mi yo responsable» contra el desperdidio. La reina Letizia, en su calidad de Embajadora Especial para la Nutrición de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) presidirá el próximo 26 de septiembre en Madrid el IV Punto de Encuentro contra el Desperdicio Alimentario y los participantes serán quienes votarán las mejores ideas.

Otra iniciativa de RSC relacionada con la alimentación la protagonizó ayer en Barcelona la campeonísima Mireia Belmonte para apoyar la campaña «Frutitour» que desde el 1 de junio recorre España impulsada por Lidl en colaboración con el movimiento internacional «5 al día» para promover el consumo entre los escolares de al menos 5 raciones de frutas y hortalizas diarias. Se trata de un hábito que solo sigue un 11% de los españoles adultos, entre ellos, la dorada sonrisa de España.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios