España

Farcama contará este año con 189 artesanos, un 20% más que en 2015

La feria, que vuelve a Toletvm, albergará a artesanos de 11 comunidades autónomas y cinco países

Roberto Perea, Patricia Franco y Isabel Fernández Samper
Roberto Perea, Patricia Franco y Isabel Fernández Samper - Ana Pérez Herrera
F. RAMÍREZ Toledo - Actualizado: Guardado en:

Toledo acoge desde este viernes la Feria de Artesanía de Castilla-La Mancha (Farcama), que en su XXXVI edición contará con la presencia de 189 artesanos, un 20% más que 2015, llegados de 11 comunidades autónomas y de cinco países diferentes. Este evento, «La Gran Feria de Artesanía», cuenta este año con un presupuesto de 303.000 euros, que reduce un 10% la partida de la edición del año pasado.

Así lo ha dado a conocer este martes la consejera de Economía, Empresas y Empleo, Patricia Franco, durante la presentación de Farcama, que comenzará este viernes y concluirá el 16 de octubre. La consejera ha señalado que este certamen vuelve al Toletvum, porque así lo demandaron el 88% de los artesanos que participaron en 2015, a través de las encuestas que se realizaron.

Respecto a los participantes, Patricia Franco ha explicado que los expositores provienen de México, Francia, Portugal y Reino Unido, hasta completar la cifra de 189 artesanos, lo que suponen un incremento del 20 % con respecto a la edición de 2015 y de un 120 % con respecto a los que acudieron a la de 2014.

Del total de artesanos que acuden desde esta semana a Toledo, el 61% son de Castilla-La Mancha, y de ellos, más de la mitad (un 64 %) de la provincia de Toledo, mientras que un 16% son de la provincia de Guadalajara, un 8% de la provincia de Albacete, un 7% de Ciudad Real y un 5% de Cuenca.

La titular de Economía ha explicado que el emplazamiento donde se ubicarán los participantes se ha incrementado en 700 metros cuadrados, con lo que la zona expositiva aumenta hasta los 3.200 metros cuadrados.

Reclamos en la feria

Entre las novedades de Farcama 2016, Franco ha destacado la presencia de más empresas de productos agroalimentarios, que tendrán stand en una zona habilitada como «espacio gourmet». Este sector habrá 18 empresas, ocho más que la anterior edición.

También Patricia Franco ha querido destacar el objetivo del Gobierno regional de «seguir incidiendo» en la profesionalización de Farcama. Para ello, el Instituto de Promoción Exterior (IPEX) ha invitado a compradores de diferentes países para que puedan tener contacto con los expositores. Así mismo, acudirán a la cita artesana 50 empresarios españoles.

La fiesta de la artesanía ofrecerá otros reclamos, como una exposición de moda y artesanía a cargo del diseñador toledano Ulises Mérida (ha elaborado también el uniforme de las azafatas). Expondrá igualmente cuatro diseños de su última colección, «Raíz», inspirada en Castilla-La Mancha.

Con la colaboración del Consorcio Ciudad de Toledo, se mostrará en una exposición fotográfica sobre el antes y el después de los bienes patrimoniales que han sido restaurados por artesanos: por ejemplo, las vidrieras, barandillas y yeserías, entre otros. Además, se ofrecerán visitas guiadas y gratuitas a lugares que han sido recuperados por el Consorcio.

Igualmente, se exhibirán coches y motocicletas remodelados, en los que ha sido necesaria la intervención de ebanistas, chapistas y tapiceros.

Con motivo de celebrarse el IV aniversario de la muerte de Cervantes, también se podrá ver la exposición «Artesanía y Quijote», que mostrará una escena de la lucha de Don Quijote con los molinos. Este homenaje se complementará con piezas de quijotes realizadas por el escultor de Campo de Criptana Eloy Teno, fallecido en 2012.

Y con motivo de celebrarse la Capitalidad Gastronómica se hará un guiño a través de «La buena mesa», un comedor con diseño artesano.

Otras de las actividades que se recuperan este año para atraer más público hasta el Toletvum es la apertura de la ludoteca y la exposición «Maestros artesanos», que enseñará a los asistentes los oficios de la región. Con esta oferta, la consejera espera seguir con los buenos resultados, ya que el año pasado la feria recibió 66.000 visitantes.

Reducir el presupuesto

La consejera ha destacado que ha sido necesario hacer «encaje de bolillos» para revertir el comportamiento del presupuesto «sin hacer recortes». Por eso, ha insistido en que la partida destinada a la feria este año ha bajado un 10%, pasando de los 340.000 euros a unos 303.000 euros, una cifra considerablemente menor que los 500.000 euros que costó en 2014, o los 700.000 euros de 2013.

A la presentación ha asistido el presidente de la Federación de Artesanos de Castilla-La Mancha (Fracaman), Roberto Perea, quien ha mostrado su satisfacción por las buenas perspectivas del certamen para este año, «gracias a una edición bien trabajada» que ha propiciado que haya habido una buena respuesta por parte de los artesanos. Además, Roberto Perea ha valorado que se hayan recuperado las ayudas para el sector artesano. También acudió la directora general de Turismo de Castilla-La Mancha, Ana Isabel Fernández Samper.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios