Elecciones

Los momentos más tensos del debate entre los candidatos a lendakari

Alfonso Alonso dijo a Pili Zabala que esta no es víctima del terrorismo «según la definición de la Ley»

Debate electoral de ETB
Debate electoral de ETB - EFE
ABC.es - Actualizado: Guardado en:

Este jueves se celebró el debate a cinco televisado por ETB entre los candidatos a lendakari, que se alargó hasta pasada la media noche. Durante el encuentro, en el que los cabeza de lista dejaron clara su postura y diferencias, se vivieron varios momentos de máxima tensión. Uno de ellos ha estado protagonizado por el lendakari y candidato a la reelección, Íñigo Urkullu, que ha emplazado de forma reiterada a la cabeza de lista de EH Bildu por Álava, Miren Larrion, a «no esconderse» en el rechazo a «todo tipo de violencia», y le ha preguntado si quien «ha justificado políticamente la práctica de la violencia hasta eliminar al adversario político, no puede decir que matar estuvo mal».

Durante el debate, el aspirante a la Lehendakaritza del PP vasco, Alfonso Alonso, y la candidata de Elkarrekin Podemos, Pili Zabala, han protagonizado un momento tenso después de que el exministro haya afirmado que esta no es «víctima del terrorismo» según la Ley, sino «del abuso de una actuación por parte de funcionarios del Estado».

Urkullu ha afirmado que el Gobierno vasco «ha trabajado mucho por lograr la paz y convivencia en Euskadi» y ha destacado la necesidad de realizar «una reflexión crítica del pasado, reconocer que matar estuvo mal y que no se puede repetir». Según ha dicho, su pretensión es «contribuir a culminar el proceso de desarme de ETA» y lograr una política penitenciaria «acorde a los nuevos tiempos». Además, ha recordado el plan para el desarme ofertado por el Gobierno vasco para «contribuir» a que ETA dé «el paso definitivo» porque «la sociedad necesita una garantía de que lo ocurrido no se va a volver a repetir».

Además, Urkullu se ha dirigido a la candidata de EH Bildu, «aprovechando la circunstancia», para afirmar que «la realidad vasca y la realidad del terrorismo que ha sufrido el pueblo vasco es propia». «¿No cree usted que merece la pena el reconocimiento o la reflexión crítica del pasado donde también haya un reconocimiento de que matar estuvo mal?, ¿tan difícil es reconocer que matar estuvo mal»?, ha preguntado.

El lendakari ha insistido hasta tres veces en su demanda, asegurando que «ayudaría a todos mucho reconocer que matar estuvo mal, que no se puede repetir». «No vale esconderse en que estamos en contra de todas las violencia», para instar a Larrion que se refiera a «lo que nos ha sucedido en Euskadi». «¿Alguien que ha justificado políticamente la práctica de la violencia hasta eliminar al adversario político, no puede decir que matar estuvo mal?», ha insistido.

«Bildu rechaza cualquier tipo de violencia»

Miren Larrion ha respondido que no tiene «ningún problema en decir» que «EH Bildu rechaza cualquier tipo de violencia» y que «muchas de las cosas que sucedieron en el pasado estuvieron mal y no debieron ocurrir». «No es la primera vez. No sé cuántas veces se nos va a exigir que hagamos lo mismo. Lo hemos dicho muchísimas veces», ha señalado.

No obstante, ha insistido en que «la sociedad reclama» que se den «pasos firmes», y ha asegurado que los darán. A su juicio, «utilizar palabras y terminologías excluyentes es todo lo contrario a lo que se nos demanda cuando nos dicen que abandonemos los postureos». A su juicio, «no es bueno para la sociedad buscar fotos que quien dejar a alguien fuera».

Larrion ha considerado «fundamental» avanzar en el desarme, en materia de paz y convivencia, con el «reconocimiento de todas las víctimas, y la cuestión de justicia, reparación y memoria y los presos». Respecto a las víctimas, ha afirmado que «el dolor no se puede diferenciar». «Ésa es la parte que nos queda pendiente», ha indicado.

Zabala, víctima «de un exceso»

Durante su intervención, Zabala, hermana de Joxi Zabala, presunto activista de ETA torturado y asesinado por el denominado 'GAL verde', ha pedido «que se diga qué es lo que hizo la Guardia Civil, que también hubo abusos policiales». En este sentido, ha reclamado la justicia restaurativa para que «esos guardias civiles y policías nacionales que vulneraron nuestros derechos humanos» reconozcan «el daño causado» y mantengan encuentros con sus víctimas.

En este punto, Alonso ha dicho a Zabala que «es difícil encontrar un crimen tan execrable como del que fue usted víctima» su hermano, pero ha puntualizado que «su caso no encaja en la definición de terrorismo porque fue una actuación de funcionarios del Estado».

«¿Entonces usted no me considera a mí víctima?», ha preguntado Zabala, a lo que Alonso ha respondido que «con arreglo a cómo esa ley está redactada, del terrorismo no». «Usted es víctima de un exceso, de un abuso, de una actuación por parte de funcionarios del Estado absolutamente execrable y condenable», ha dicho a la candidata de Elkarrekin Podemos, que le ha mantenido la fija la mirada y ha guardado silencio.

Alonso ha considerado «decisivo» que los partidos hablen de «paz y convivencia» para el «futuro» como Comunidad, pero «es muy importante establecer bien cuál es el relato» y la «memoria clara» que en el País Vasco «hubo una banda que extorsionó, mató y quiso imponer un modelo totalitario», una sociedad «que se rebeló» y unas víctimas «que tuvieron dignidad». A partir de ahí, se puede, en su opinión, a «abrir un futuro de esperanza y libertad en Euskadi».

A su juicio, ETA «se tiene que disolver sin esperar nada a cambio porque «no está en condición de exigir nada a nadie y nadie le va a dar nada a nadie, porque solo ha hecho daño y ha sembrado dolor». «Nadie le debe nada a ETA», ha apuntado.

La candidata a lendakari de Elkarrekin Podemos, Pili Zabala, ha insistido en la necesidad del reconocimiento a todas las víctimas «por igual», en el acercamiento de los presos, la aplicación de políticas de justicia restaurativa y la construcción de «una memoria inclusiva de todos los sufrimientos». Además, ha instado a los políticos a ponerse «las pilas y a trabajar de verdad para llegar a un acuerdo definitivo en el que se reconozcan a todas las víctimas».

«Matar estuvo mal»

Mientras, la candidata a lendakari del PSE-EE, Idoia Mendia, ha recordado que los socialistas han estado «en todas las políticas de reconocimiento a las víctimas, de construcción de la memoria y de apoyo», así como en la Ley de reconocimiento a las Víctimas de Abusos Policiales. «Todo tiene que estar fundamentado en un principio fundamental, que matar estuvo mal y que nunca hubo justificación», ha señalado.

A su juicio, ETA debería desaparecer «porque no puede ser que, tras cinco años del cese definitivo, permanezca todavía viva». Además, ha lamentado que los partidos políticos vascos no hayan sido «capaces de avanzar» en materia de paz y convivencia en la pasada legislatura, aunque se hayan aprobado «algunas leyes, como la de Víctimas de Abusos Policiales».

«Son muy importantes la deslegitimación y la contextualización porque todas las víctimas son iguales en su dolor, pero el origen de su victimización no es el mismo y tenemos el deber de contarlo para que la gente lo sepa y evitar que se repita en generaciones futuras», ha defendido. En su opinión, el «pilar ético fundamental» es que «matar estuvo mal siempre, que no hubo nunca una razón de Estado o política que justificase torturar, secuestrar o asesinar».

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios