DATOS

El número de peregrinos se incrementa en un 10% este año

El Plan Romero de los caminos de Cádiz se activa este lunes con las salidas de las hermandades de La Línea, Chiclana, San Fernando y Ceuta

Actualizado:

El Plan Romero en los Caminos de Cádiz se activa este lunes con la salida de las hermandades de La Línea, Chiclana y San Fernando (acompañada este año de la hermandad de Ceuta que se incorpora a este recorrido por Bajo de Guía), primeras de la provincia en peregrinar a la aldea. Este operativo especial de seguridad que despliega el gobierno andaluz en colaboración con las distintas administraciones públicas para asegurar el desarrollo de la romería, prevenir riesgos potenciales y responder a las posibles situaciones de emergencia durante los días de la romería del Rocío, estará activo hasta que cada una de las filiales gaditanas regrese a sus puntos de origen el día 24 de mayo.

Cerca de 500 efectivos participan en la puesta en marcha de este plan que coordinará los desplazamientos de más de 9.500 personas y unos 1.000 caballos que se espera que crucen hacia Doñana desde la provincia de Cádiz. Las cifras del año pasado muestran una tendencia ascendente del número de participantes en la romería, que este año podrían ser de entorno al 10%.

Así, en 2017 hubo un aumento del número de peregrinos que cruzaron en Bajo de Guía hasta las 9.501 personas, un 20% más que el año 2016 (cuando la climatología fue muy desfavorable) y un 4% más que en 2015. En cuanto a los caballos, el año pasado se contabilizaron un total de 1.009 caballos, un 12,24% más, y un 3% más que en 2015. Respecto a los vehículos, en 2017 sumaron un total de 806 entre ligeros y pesados (un 20% más que el año pasado), así como 83 carretas (un 28% más).

En total, el Plan Romero despliega en toda Andalucía más de 6.000 efectivos de Emergencias Andalucía (112, Protección Civil y Grupo de Emergencias de Andalucía, cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado (Guardia Civil y Policía Nacional), sanitarios, personal de Infoca, Bomberos, Unidad de Policía adscrita a la Junta de Andalucía, Policía Local, Marina Mercante y Salvamento Marítimo. Se trata del mayor operativo de emergencia por grandes concentraciones de Andalucía, que se activa para garantizar la seguridad de la ciudadanía y la protección del medio natural. Por todo esto, los servicios de extinción de incendios del Plan Infoca estarán plenamente operativos y realizarán una vigilancia específica en las zonas de tránsito de las hermandades así como en los puntos de descanso –sesteo y pernocta-. Además, los servicios sanitarios y de medio ambiente garantizarán la asistencia a las personas y animales durante todo el recorrido.

El principal escollo que se presentaba este año la mala condición de la playa y del río en Bajo de Guía para el embarque se ha solventado gracias a que la Demarcación de Costas ya ha repuesto con arena traida de Bonanza la que se perdió con el temporal, y también se ha dragado la acumulada en el Guadalquivir que impedía la navegación de las barcazas.

Novedades y puntos críticos

La incorporación de la hermandad de Ceuta a los caminos de Cádiz es una de las principales novedades. Asimismo, el recorrido en el interior del Coto de Doñana se realizará por el camino alternativo al del Llano de la Plancha que ya se usó el año pasado, dado que esa zona sigue estando muy deteriorada, aún más tras los temporales. También el pantalán de Bajo de Guía está destruido, por lo que estará prohibido acceder a esa zona. Precisamente hace unas semanas, el delegado del Gobierno y los técnicos de Protección Civil han estado recorriendo los caminos para certificar su estado.

Las mareas son desfavorables ya que se espera que sean muy altas, lo que conllevará que los embarques vayan a ser más lentos. Por ese motivo, se ha insistido a las hermandades en la necesidad de cumplir estrictamente los horarios. Asimismo se ha explicado también que este año para el embarque en Bajo de Guía estarán disponibles las dos barcazas de mayor tamaño.

E igualmente se ha solicitado a las hermandades que tengan un plan de actuación que permita la separación de tracción mecánica y animal de cara a una situación de emergencias.