CONTENIDO PROMOCIONADO

Por qué estudiar electricidad y electrónica y cómo hacerlo a distancia

CÁDIZActualizado:

La elevada tasa de paro español (17,1% en agosto de 2017, según Eurostat) se torna especialmente relevante en lo que a la población juvenil se refiere. Así, con un 38,2% de desempleados menores de 25 años, nuestro país supera con creces la media de la OCDE (11,8%). Esta situación conduce a un buen número de ciudadanos a pensar en reciclarse laboralmente. Esto es, los lleva a optar por una alternativa que asegure un alto porcentaje de contratación. Es el caso del mantenimiento eléctrico y electrónico de sistemas industriales, así como de las instalaciones en edificios o las soluciones energéticas y de automatización.

Los buenos datos de inserción en el sector

La anterior afirmación viene avalada por resultados muy positivos en lo que a la incorporación a la vida activa se refiere. Si el incremento medio de la empleabilidad para los certificados es del 55,8%, el de Electricidad y electrónica presenta una tasa de inserción del 60%, por delante incluso del de Hostelería (59,3%).

La formación como primer paso hacia la profesionalización

Ahora bien, estas salidas laborales tienen como requisito fundamental un itinerario educativo de garantías, adaptado a las exigencias de la empresa actual. Por lo tanto, aquellos interesados en cursar una formación en Electricidad y Electrónica deberían apostar por programas de calidad y confianza. Entre los más populares, destacamos los cursos de electricidad y electrónica de SEAS, el centro de formación online del Grupo San Valero, cuya propuesta combina alta calidad educativa con amplios y especializados contenidos.

Esta institución imparte desde cursos especializados hasta títulos de máster, pasando por ciclos formativos de grado superior, cursos superiores y títulos de experto. Su oferta formativa se divide en tres categorías: electrónica (analógica, digital, etc.), electricidad industrial e instalaciones (domótica, climatización, seguridad, Smart Building, etc.).

Las ventajas de un curso a distancia

Uno de los problemas a los que suelen enfrentarse los nuevos estudiantes surge al tratar de compatibilizar la jornada de trabajo con los rígidos horarios de los planes presenciales. Ante esto, una solución cada vez más recurrente es la de matricularse en un curso online, que concede al alumno la posibilidad de adaptar los contenidos a su propia disponibilidad. Ejemplo de ello son los cursos de SEAS, que ponen a disposición del usuario toda una serie de recursos web para seguir las lecciones o mantener contacto permanente con los docentes.

Y todo ello sin renunciar a un itinerario coordinado por expertos en la materia, conscientes de la realidad de la electricidad y la electrónica en el mundo actual. Así opina Mónica Berdejo, profesora del Área de Electricidad de SEAS: “Cada vez se oye más hablar de términos como Industria 4.0 y Smart Building. No cabe duda de que estas nuevas tecnologías han venido para quedarse y son el futuro. Tener una buena base de instalaciones eléctricas es imprescindible para poder asentar los cimientos sobre los que se construirán estos nuevos avances tecnológicos."