Ambrosio en el palco de la Carrera Oficial el pasado Domingo de Resurrección
Ambrosio en el palco de la Carrera Oficial el pasado Domingo de Resurrección - ARCHIVO
RELIGIÓN

La alcaldesa de Córdoba exalta el paso de las cofradías por el interior de la Mezquita-Catedral

En la web del Encuentro de Jóvenes Cofrades elogia la nueva Carrera Oficial y la Semana Santa

CórdobaActualizado:

La alcaldesa de Córdoba, Isabel Ambrosio, ha exaltado la carrera oficial por el interior de la Mezquita-Catedral de Córdoba en un escrito de bienvenida a los participantes en el V Encuentro de Jóvenes de Hermandades y Cofradías que acogerá Córdoba a final de octubre, como consta en la web del evento (ver en este enlace).

«Es un acierto absoluto la elección de Córdoba para este congreso máxime en el año en que la Carrera Oficial de nuestra Semana Santa se ha trasladado para permitir a todas las hermandades poder realizar su estación de penitencia en el interior de la Mezquita-Catedral, algo -matiza la regidora- que difícilmente se puede experimentar en otra ciudad».

Las loas de Isabel Ambrosio en estabienvenida a los participantes en el congreso (un millar) chocan con la ambigüedad y tibieza de mensajes y gestos hacia el mundo cofrade cordobés que, en algún caso, han llegado a molestar y ser criticados. Desde ausencias en actos importantes, a omitir ser fotografiada con el obispo de Córdoba en el palco principal o hacer incursiones en determinados momentos con el mundo cofrade.

Eso sí, hay que recordar que después de la pasada Semana Santa donde no hubo ningún problema y la gestión municipal sacó nota, Ambrosio no resaltó esta labor en favor de su concejal de Seguridad Emilio Aumente; un reconocimiento que ahora sí hace en este saluda a los cofrades.

El resto de sus palabras son una defensa acérrima de la Semana Santa de Córdoba como tradición cargada de valores pero, eso sí, sin citar en ningún momento el fundamental: el religioso.

Isabel Ambrosio destaca también «la irrupción de los más jóvenes, encuadrados en las diferentes cuadrillas de costaqleros y que han sabido revitalizar la Semana Santa».