Cádiz CF

VÍDEO: “¡Cómo se mueve la grada!”, denuncian los aficionados cadistas

Seguidores cadistas critican las deficiencias en materia de seguridad que presentaba la grada del estadio del Fuenlabrada donde estuvieron viendo el partido

Por  18:55 h.

“¡Cómo se mueve la grada!”, aseguran los aficionados cadistas en el vídeo que acompaña a la información. Estuvieron emplazados en una de las gradas provisionales instaladas en el estadio Fernando Torres de Fuenlabrada, y aseguran que llegaron a temer por que hubiera ocurrido una catástrofe. El nutrido grupo de seguidores amarillos se mostró muy críticos con las deficiencias que presenta el estadio Fernando Torres en materia de seguridad. Concretamente, aseguran que las patas del graderío estaban sujetas por calzos de madera que no estaban protegidos para que nadie pudiera tener acceso a ellos. Todas estas condiciones ofrecían mucha incertidumbre sobre la capacidad del graderío para aguantar a todas las personas que estaban viendo el partido en esta zona del estadio. Una auténtica temeridad.

Además, señalan que el “pasillo central estaba atorado de gente” y que llegaron a temer incluso por qué hubiera pasado si el Cádiz CF acaba marcando, con la celebración del supuesto gol. “Si marca el Cádiz CF sonreímos”, aseguraban algunos tomándose a broma una situación que realmente deja en entredicho la falta de seguridad que presenta el estadio del Fuenlabrada.

Incluso hasta una racha de viento fuerte podrías haber sido peligrosa para su integridad. Además de la falta de seguridad que ofrecía el andamiaje, entre ellos también circulaba la impresión de que había más gente que localidades donde sentarse.

“Esa grada no aguanta un gol del Cádiz CF”

“Nadie quería moverse. Había niños y personas mayores asustadas”, aseguran fuentes presenciales, que indican además que los agentes de la Policía Nacional explicaron: “Hemos llamado al club para informarles de que había más ocupación de la normal y de que había riesgo de desplome. Pero no nos han dicho nada más”. En este sentido las mismas fuentes señalan que “yo estaba preguntándole a la Policía si nos iban a reubicar en el descanso. Esa grada no aguantaba un gol del Cádiz”.