José Mari, en un entrenamiento. CCF
José Mari, en un entrenamiento. CCF

Cádiz CF

José Mari: “No sé cómo responderá el cuerpo ante tanta tralla”

El roteño dice que está "ante el mes y medio más importante" de su carrera deportiva

Por  13:51 h.

José Mari es uno de los baluartes de este Cádiz CF y de paso uno de los hombres que configuran la guardia pretoriana de Álvaro Cervera. Así pues, su voz constituye algo más que la de un futbolista más ya que no solo es uno de los capitanes sino también la extensión de su entrenador en el campo. Recientemente ha hablado con Deportes Cope para analizar cómo ve la situación de cara a la vuelta del campeonato y al objetivo que tienen entre manos. Y así, a bote pronto, lamenta que la afición no vaya a estar presente en esta recta final. Eso sí, con o sin público, el roteño asegura que la plantilla está muy concienciada y que dejará todo por ese ascenso que será celebrado o no en las Puertas de Tierra,

José Mari apunta que “ya se van notando estas semanitas de entrenamiento y el cuerpo se está poniendo a punt. Quedan un par de semanitas más para seguir aumentando el nivel físico y esperemos que todo siga igual de bien que cuando nos fuimos”.

Mucho se ha hablado de la necesidad o no de que regrese el fútbol y desde la óptica de José Mari el deporte rey debe volver aunque con responsabilidad, que no es lo mismo que la histeria. “Pienso que somos unos privilegiados por el hecho de los controles que tenemos y que nos hace poder tener roce con mi familia te hace estar mucho más tranquilo. Sólo quedar seguir la misma línea y cuidando los máximos detalles para seguir bien sanos. Debemos mover esta industria que mueve tanto dinero y como cualquier trabajador de una empresa privada nos hacemos los test y seguimos para delante”.

Un tema de oro en la cuarentena ha sido el de Fali, del que José Mari asegura que “está perfecto”. Eso sí, bromas aparte, el roteño entiende a su compañero y cuenta cómo lo ha llevado el vestuario su regreso. “No sé si su cabeza estará mejor porque está en otro grupo de trabajo y no podemos tener excesivo roce pero por lo que hablo con otros compañeros está bien y con ganas de empezar. Se le ha llamado y se ha estado pendiente de él y teníamos muchas ganas de que estuviera con nosotros porque los que hemos empezado esto debemos acabarlo porque nos lo merecemos”.

Se avecina el reinicio de la Liga y José Mari no sabe cómo reaccionaría su cuerpo porque el hecho de jugar sin público, muchos partidos y con normas un tanto incoherentes significa que “es una situación especial”. Por eso mismo, el roteño tiene claro que “hasta que no estemos en el lío no sé como responderé ante tanta tralla. Hay equipos que si están preparados para jugar cada tres días pero no todos los equipos tienen esas posibilidades porque no estamos acostumbrados. Todo lo que esté en nuestras manos para consegiur el objetivo lo vamos a hacer y si tenemos que correr aun sin poder, seguiremos corriendo porque tenemos el objetivo en nuestra mano y queremos conseguirlo”.

Estos días se ha podido ver fútbol en Alemania, algo que no le ha hecho mucha gracia a José Mari. “He visto un poco de la Bundesliga, pero nada más que lo puse lo quité”. Y entre otras cosas porque no entiende muchas de las medidas que ha visto. “Hay que cumplir las normas pero las lógicas, no concibo que entrenemos con todos los compañeros y que nos duchemos luego todos juntos y que no haya problemas porque estamos sanos y sin virus y que cuando marques un gol no te puedas abrazar con tu compañero. Eso me suena a locura y espero que antes de que empiece la Liga se solucione ese tema ya que el virus nos ha quitado la normalidad, pero no nos quitemos nosotros más de lo que debemos”.

Hasta el momento, en la Bundesliga, tan solo ha habido tres victorias locales, algo que el cuerpo técnico de Cervera se ha encargado de transmitir al equipo tal y como cuenta José Mari. “Sabemos esos datos porque nuestro cuerpo técnico nos va dando esos detalles y nos está dando pinceladas para interiorizar esos datos. Debemos saber que la ‘localía’ perderá todos los efectos y habrá que trabajar cada partido como si fuese el último”, dice.

Si algún equipo saldrá perdiendo con el hecho de que esta recta final se juegue a puerta cerrada, José Mari tiene claro cuáles son. “Pienso que nosotros, con el Zaragoza, somos los que más vamos a perder. Creo que seremos los grandes damnificados y no hay que ser necio para saber que Carranza y La Romareda iban a ser una caldera sin menospreciar a ninguna afición. El que está metido en el fútbol, lo sabe”. Y quien mejor que él que ha sido anfitrión en los dos estadios.

José Mari no se moja en la renovación de Cervera aunque ‘muere’ con un entrenador al que ve muy centrado en lo que tiene entre manos. “Al míster lo veo perfecto, eso sí, la mascarilla lo tiene loco”, bromea antes de decir que “está muy concienciado de lo que nos jugamos. En los entrenamientos está como es él, intenso y preparando todo al detalle”.

Preguntado por lo que espera a la vuelta de la esquina se muestra rotundo. “Se lo he dicho a mis compañeros estos días y puedo decir abiertamente que estoy ante el mes y medio más importante de mi carrera deportiva, con eso lo digo todo”.

Para terminar, el mediocentro saca el lado positivo del confinamiento. “Nos ha servido para unirnos más gracias a las ‘videollamadas’ conjuntas con los compañeros y hemos visto que esa ilusión por retomar lo que tenemos entre manos ha aumentado para mejorar”.