Las gradas de Carranza
Las gradas de Carranza

Cádiz CF

El equipo lo tiene claro, sin afición no debe haber partido

Salvi, Cala, Cifuentes o el rayista Mario Suárez 'votan' por la suspensión de la jornada

Por  17:22 h.

Apenas confirmó LaLiga que las dos próximas jornadas no se jugaría con público en las gradas fueron muchos los jugadores de todos los equipos que han manifestado su protesta contra dicha medida al considerarla fuera de lógica, injusta, además de no tener toda la sensatez que debiera cuando se está hablando de la salud de todos, incluido los futbolistas.

El primero en hacerlo fue el central cadista Juan Cala, que no dudó en pedir la suspensión de la jornada por respeto a la salud global y a la cartera de los aficionados. “La salud por encima de todo, pero jugar a puerta cerrada es una huida hacia adelante. Si deciden que es peligroso la entrada de espectadores pues que se suspenda la liga, el fútbol es un conjunto de todo y entre ellos están los aficionados, que falte una parte es un sinsentido”, escribía en su cuenta de twitter.

Poco después, se hacía eco de esa misma opinión su compañero de equipo Salvi Sánchez, que empleaba la misma red social para mandar un mensaje crítico a los responsables de la Liga. “La salud de TODOS es lo más importante, pero los futbolistas también estamos expuestos a contagios, ¿por qué nuestra afición no puede estar en el campo y nosotros sí? ¿Acaso nuestra salud no importa? Si se tiene que parar la liga se para pero NO AL FÚTBOL SIN AFICIONADOS”, publicaba indignado el sanluqueño.

Otro gaditano, en este caso el roteño José Mari escribía un tuit exacto al de su compañero para expresar su negativa a tener que jugar con el estadio vacío este domingo ante el Rayo.

Otro de los capitanes, en este caso el portero Alberto Cifuentes, se limitaba a tuitear el comunicado de la Asociación de Futbolistas Españoles (AFE) en el que el sindicato pide la suspensión de la jornada.

Protestas también en Vallecas

No solo el cadismo será el perjudicado en este encuentro, y es que en Vallecas, como en Cádiz, siempre se espera con muchas ganas un encuentro que suele hermanar a las dos aficiones. De hecho, para este encuentro la hinchada vallecana ya se había hecho con las 300 entradas para la afición visitante enviadas desde Carranza. Sin embargo, el coronavirus ha estropeado la fiesta.

Y no solo ha fastidiado el ambiente sino que incluso jugadores del Rayo Vallecano como Mario Suárez también han empleado las redes sociales para dejar claro su inconformidad con la medida de cerrar los campos. En este caso el madrileño ha escrito lo siguiente: “Practicar el deporte, en mi caso el fútbol, sin público/afición no tiene sentido. Jugar a puerta cerrada es una incongruencia, la salud es lo primero, pero en los viajes hasta el partido (tren ,avión..) ¿no hay riesgo? Si tan grave es la situación, que se suspenda el campeonato”.