Salvi fue expulsado ante el Numancia.
Salvi fue expulsado ante el Numancia.

Cádiz CF

El debut del año sin Salvi y con cuatro apercibidos

El mes de enero se puede complicar si la enfermería no se vacía y llegan más sanciones

Por  18:11 h.

Nunca una derrota viene bien, pero la del pasado sábado en Carranza hay que saber gestionarla. Sacar el apartado positivo y también repasar los factores negativos que la motivaron. Y claro, el primero de ellos no puede ser otro que la falta de atención que se presenta cada vez que un árbitro despista a los pupilos de Cervera.

El primero de ellos, en una jugada tan polémica como debatible en su interpretació, fue la expulsión de Salvi Sánchez por pisar a un rival en el suelo en una jugada que a nada llevaba y que dejó al Cádiz CF con un jugador menos. La intermediación del VAR hizo el resto ya que la personalidad del árbitro de la contienda no ayudaba a pensar que se significaría del lado del conjunto gaditano en una jugada en la que se puede ver que hay agresión voluntaria como involutaria. Pero claro, ante la duda, todo jugador sabe que está investigado ‘in situ’ por unas cámaras que ya no perdonan nada.

Lo peor de la roja directa a Salvi no se queda en la derrota ante el conjunto soriano sino en su ausencia en el primer partido de Liga que el Cádiz CF disputará en Ponferrada. Además, la baja por sanción del jugador sanluqueño llega en un momento inmejorable de forma del extremo, que ya regresará para el partido de Copa del Rey en Las Gaunas frente al Logroñés.

Los problemas de Cervera no acaban ahí. Y es que aunque el parón liguero por las vacaciones de Navidad deben valer para recuperar a jugadores que están lesionados es poco probable que los Cala, José Mari, Sergio Sánchez o el propio Jurado puedan contar con minutos en El Toralín dado su inactividad en las últimas jornadas. Por eso mismo se espera que sí puedan comenzar a alistarse para la siguiente jornada, ya en Carranza frente al Mirandés a una vez ya adentrados en el mes de enero.

Por todo ello, no hay que olvidar que el Cádiz CF llega a la primera jornada del año con la enfermería hasta arriba y un buen puñado de hombres al borde del partido de sancíón debido a la acumulación de tarjetas amarillas.

De hecho, el pasado sábado vieron sendas tarjetas amarillas los centrocampistas Garrido y Bodiger, ambos suman nueve y cuatro amarillas y se encuentran a una de ser amonestados y castigados para un partido. Algo que no vendría nada bien a una demarcación en la que José Mari se encuentra todavía recuperándose de su operación en el hombro y el malagueño Edu Ramos como único jugador disponible en el supuesto que el vasco y el francés vean amarilla ante la Ponferradina. No hay que olvidar, por fortuna, la irrupción del canterano Sergio González.

Más problemas originaría sin duda una tarjeta amarilla en el encuentro ante el Ponferradina a Fali, único defensa central que ha acabado ‘sano’ de cuantos tiene a su disposición Álvaro Cervera, que vio como en la mini gira por Asturias se le caín al recaer de sus lesiones el argentino Marcos Mauro y el peruano con pasaporte suizo Rhyner. Se espera que los dos puedan estar disponibles ya en Liga a la vuelta de las vacaciones pero dadas las circunstancias no puede asegurarse nada. El otro jugador que también se encuentra al borde de la suspensión es Cala, aunque este sigue recuperándose de las molestias que le tienen fuera de competición en el último mes y medio para quebradero de cabeza de Cervera, que también ha tirado del joven Sergio.