Los agentes tuvieron que romper la ventanilla del coche para detener al sospechoso.
Los agentes tuvieron que romper la ventanilla del coche para detener al sospechoso. - LA VOZ
SUCESOS

Nuevo intento de atropello de un narco a unos policías en Algeciras

Los agentes, que resultaron lesionados, tuvieron que disparar al aire en dos ocasiones, durante la detención del sospechoso

El arrestado trasladaba un vehículo robado de los que se utilizan para alijar hachís cuando fue perseguido e interceptado por estos policías que estaban fuera de servicio

Actualizado:

De nuevo una intervención policial en el Campo de Gibraltar contra el narcotráfico ha puesto en serio riesgo a los agentes que siguen combatiéndolo. Otra vez un miembro de estas redes que se dedican a traficar con hachís no dudó a la hora de abalanzarse contra ellos, intentándoles atropellar y lesionar, en cuanto se vio rodeado y sin salida.

Los hechos ocurrieron este pasado viernes en torno a las tres de la tarde. Cuatro policías nacionales se dirigían de paisano a su trabajo en la Comisaría de La Línea. Circulando por la A-381 sentido Los Barrios vieron un coche, modelo Land Cruiser, realizando maniobras extrañas. Llevaba el capó entreabierto y su conductor hablaba por el móvil muy alterado. Ante las sospechas que les provocó, los policías llamaron a la Sala del 091 desde donde se les confirmó que el automóvil al que hacían referencia era robado.

De esta manera, y teniendo en cuenta que este tipo de todoterrenos, y sobre todo ese modelo en concreto, es uno de los más utilizados por los narcos para realizar y transportar alijos decidieron seguirle. Ya en la entrada de Algeciras y aprovechando la retención de vehículos, los agentes, identificándose le dieron el alto, a lo que el conductor lejos de hacerles caso comenzó a acelerar el vehículo, llegándoles incluso a intentar atropellar y colisionando contra otros coches que se encontraban delante de él, según relatan testigos presenciales.

La tensión cada vez era mayor ya que el sospechoso no deponía en su actitud y se había encerrado en el coche. Intentaba escapar como fuera. No dejaba de dar acelerones a pesar del peligro en el que estaba poniendo también al resto de ciudadanos que se encontraban en el lugar. Ante esta situación, los policías dieron dos tiros al aire en un nuevo intento de que el conductor parara el coche y se bajara. Sin embargo continuó en su empeño de darse a la fuga con peligrosas maniobras evasivas.

Al lugar llegaron varias patrullas de refuerzos de la Policía Local de Algeciras. Viendo que el sospechoso insistía en ocasionar un riesgo para él y el resto de personas que se encontraban allí, los agentes rompieron una ventanilla del coche y se abalanzaron sobre él. El conductor siguió mostrando resistencia cuando lo reducían causando también lesiones a los policías.

El sospechoso, un ciudadano marroquí de 33 años, era detenido. En el coche se encontró además una escopeta de caza con cartuchos. Los policías por su parte tuvieron que acudir a un centro médico por las lesiones que sufrieron durante esta arriesgada pero exitosa intervención.