PATRIMONIO

Los defensores de San Isidoro del Campo piden más datos sobre la reapertura

La Asociación de Amigos del Monasterio ve «insuficientes» las palabras de la consejera Aguilar y exige ampliar la seguridad

El Monasterio de San Isidoro del Campo
El Monasterio de San Isidoro del Campo - JESÚS SPÍNOLA

Las palabras de la consejera Rosa Aguilar sobre la próxima reapertura del Monasterio de San Isidoro del Campo después del robo de los valiosos azulejos no han convencido a la Asociación de Amigos del monumento poncino. Desde la entidad critican que las declaraciones de la titular de Cultura han sido «insuficientes», ya que no ha aclarado «qué va a pasar a partir de ahora con el monumento», por lo que piden más datos sobre la reapertura.

«Creemos que la consejera no tiene información suficiente sobre el estado del Monasterio, no está documentada», afirman desde la Asociación, al mismo tiempo que recuerdan que llevan mucho tiempo luchando para que se aumente la vigilancia y el horario de visitas del monumento, y que llevaron más de 1.300 firmas apoyando su iniciativa al Defensor del Pueblo.

Por todo ello, desde la Asociación repiten que, si se vuelve a abrir el Monasterio, fundado en 1301 y declarado Bien de Interés Cultural, pero no se aumenta el personal de seguridad ni el de atención al público, «se tienen todas las papeletas para que se produzca otro expolio que será aún más doloroso que este».

Fundado por Don Alonso Pérez de Guzmán y su esposa, el monasterio de San Isidoro del Campo ha acogido entre sus muros fortificados a varias órdenes espirituales hasta que fue abandonado por los monjes jerónimos en 1978. Además de su indudable valor patrimonial, albergó la primera traducción de la Biblia al castellano, la «Biblia del Oso», un hecho histórico que hace que sea muy conocido fuera de nuestras fronteras.

Después de años cerrado y numerosas restauraciones, volvió a abrirse al público en el año 2002, convirtiéndose en uno de los atractivos turísticos más interesantes de la provincia.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios