Familia - Padres hijos

El método de comunicación que utiliza el príncipe Guillermo con su hijo

Se trata de un método de crianza basado en la «escucha activa»

El método de comunicación que utiliza el príncipe Guillermo con su hijo

Es el método más utilizado por Guillermo de Inglaterra a la hora de hablar con su hijo, el príncipe Jorge, desde que apenas este diese sus primeros pasos. Según Ana Corbalán, psicóloga de niños y adultos, «es una habilidad dentro de las técnicas de comunicación para conseguir que el acto de hablar resulte lo más satisfactorio posible».

Y es que, como se ve en las imágenes de la casa real inglesa, se trata de afrontar una conversación con el menor de manera que no le intimide la superioridad del padre, por lo que se busca mantener un contacto cercano y a la altura de la vista, mostrándole así que lo que el niño opine también es importante y será escuchado con atención.

Esta técnica es muy recomendable entre padres e hijos para mantener un diálogo más fluido entre ambos. «En muchas ocasiones se confunde "hablar o dialogar" con "discutir", ya que muchas conversaciones pueden acabar en discusiones precisamente porque no se realiza una escucha activa de forma adecuada», añade Corbalán. Además, este método puede ser llevado a cabo por profesores dentro de las aulas, ya que el objetivo es que los niños sientan valoradas por los adultos todas sus opiniones.

«En la escucha activa los implicados buscan la mejor alternativa posible sin desviar el tema, se busca centrar la conversación en el problema y no se aprovechará para sacar otros temas pasados», la única parte negativa con la que cuenta esta metodología es la necesidad de mantener un entrenamiento de manera continuada.

Por otro lado, también es una manera de mejorar la concentración de los niños, sobre todo aquellos que tienen trastornos de atención como el TDAH. Someter a los pequeños a un público puede causar en ellos altos niveles de estrés, pero haber utilizado el método de la «escucha activa» a la hora de educarles podría conseguir quitarles el miedo a sentirse juzgados. En lo que respecta a los niños con TDAH, «la comunicación con ellos a veces puede ser frustrante», aclara la psicóloga «estos niños necesitan estrategias y habilidades ya que a veces les cuesta empatizar con los demás, es importante transmitirles un modelo educativo que entienda sus dificultades».

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios