Carmen Crespo muestra un recorte de prensa
Carmen Crespo muestra un recorte de prensa - ABC
PARLAMENTO

Los partidos piden explicaciones a Susana Díaz el uso de la tarjeta de Faffe en un club de alterne

El PP preguntará este jueves al consejero de Empleo y Ciudadanos ha reclamado su comparecencia

SEVILLAActualizado:

La polémica destapada el pasado martes por el PP de Andalucía sobre el uso de una tarjeta de la extinta fundación Faffe de la Junta para pagar en un club de alterne de Sevilla ha llegado al Parlamento y está marcando, al menos durante la mañana de este miércoles, la comparecencia de la presidenta Susana Díaz para informar sobre la situación política de la comunidad.

No será hasta la tarde de este miércoles cuando Susana Díaz pronuncie su discurso pero todos los grupos parlamentarios, excepto el PSOE que, además, no ha comparecido ante los medios como suele ser habitual, han pedido explicaciones por el asunto.

El estadillo de la tarjeta

Así, la portavoz del PP, Carmen Crespo, ha exigido explicaciones a la presidenta. «Si Susana Díaz no trae un estadillo de las tarjetas opacas de la Faffe, es porque no quiere quitar la duda que hay sobre el asunto, porque no aprecia el valor de esta comunidad autónoma y no quiere limpiar su nombre».

Los populares también han registrado una pregunta de máxima actualidad dirigida al consejero de Empleo, Javier Carnero, quien tendrá que explicar el uso de la tarjeta en un club de alterne. «Si no nos explica si se han gastado 1.500 euros o más ni cuántas tarjetas hay en la Faffe, porque la trabajadora dice que había más de dos y que son anteriores a 2007, pediremos la documentación por escrito en el Parlamento».

Comparecencia del consejero

En el mismo sentido se ha pronunciado Ciudadanos. Juan Marín ha anunciado que pedirá la comparecencia en el Parlamento del consejero de Empleo, Javier Carnero, para que explique los gastos con tarjetas opacas en la Fundación Andaluza Fondo de Formación y Empleo (FAFFE) porque no han sido «suficientes» las explicaciones que ofreció este martes.

«Las explicaciones de Carnero no convencieron a nadie, ni a Ciudadanos porque da igual que sea un euro o mil euros, ya que, se ha hecho un uso ilícito de una tarjeta».

Marín también ha anunciado que su grupo va a pedir la comparecencia en el Parlamento del consejero de Cultura, Miguel Ángel Vázquez, tras las detenciones ayer de más de veinte personas, que fueron posteriormente puestas en libertad, por el supuesto fraude en las audioguías de la Alhambra.

«Si en las comparecencias de los dos consejeros hay cuestiones que nos llevan a pedir la dimisión de alguno, la pediremos», ha asegurado Juan Marín.

Dinero de Empleo en prostíbulos

También Podemos Andalucía ha reclamado a Susana Díaz, que ofrezca explicaciones por el presunto uso de tarjetas black en la extinta Fundación Andaluz Fondo de Formación y Empleo (Faffe).

Así lo ha reclamado la portavoz adjunta del grupo parlamentario de Podemos Esperanza Gómez, quien ha criticado que Susana Díaz hable de estabilidad «mientras conocemos que el dinero de políticas activas de empleo se ha podido gastar en prostíbulos».

Tras apuntar que este asunto es «extrema gravedad», la portavoz de Podemos ha dicho que a su grupo le gustaría saber si Susana Díaz va a explicar en algún momento «qué sabe y qué puede haber de cierto en que había altos dirigentes del PSOE usando tarjetas blacks en prostíbulos. Nos gustaría que lo aclarara aunque seguramente no lo haga»", ha apostillado.

Doble vara de medir

Desde Izquierda Unida, Inmaculada Nieto ha criticado «la doble doble vara de medir» que ha tenido el Gobierno andaluz con la extinta Fundación Andaluz Fondo de Formación y Empleo (Faffe) y sus trabajadores, a la par que ha censurado que «se pone el foco en pequeñas cantidades de dinero y no en las cantidades multimillonarias que el Gobierno andaluz deja ir por el sumidero de su nefasta gestión».

La portavoz adjunta de IU ha señalado que esa «doble doble vara de medir» se percibe al analizar la situación de los trabajadores de la Faffe, quienes «causaron baja hoy para incorporarse al Servicio Andaluz de Empleo (SAE) mañana», algo que contrasta con la situación que vivieron los ALPE, Orienta o Menta, «trabajadores que tuvieron que pleitear durante tres años, e incluso llegar al Tribunal Supremo, para que la Junta reconociera su integración en el Servicio Andaluz de Empleo».